Gómez repartió 150 millones a sindicatos y patronales nueve días antes de dejar Trabajo
Pérez Rubalcaba reunió a voluntarios en un café de Madrid - ERNESTO AGUDO

Gómez repartió 150 millones a sindicatos y patronales nueve días antes de dejar Trabajo

UGT, sindicato del que es afiliado el ex ministro, recibió 9,2 millones de euros, los mismos que CC.OO.

MADRID Actualizado:

Nueve días antes de dejar el Ministerio de Trabajo, y de nuevo con el Gobierno en funciones, el ex titular del departamento, Valeriano Gómez, repartió 150 millones de euros a sindicatos y patronales. Así consta en el Boletín Oficial del Estado (BOE), que ayer publicó una resolución de su ministerio, de fecha 12 de diciembre de 2011, en la que se recogen las subvenciones concedidas por el Servicio Público de Empleo Estatal (antiguo Inem) desde el 1 de julio al 30 de septiembre de ese año. Estas ayudas suman más de 150 millones de euros y, entre sus principales beneficiarios están, una vez más, los sindicatos CC.OO. y UGT y las patronales CEOE y Cepyme, así como los municipios de Jaén y Cádiz, provincias muy cercanas al ex ministro Valeriano Gómez y al candidato Alfredo Pérez Rubalcaba. Asimismo, la región de Andalucía es, a dos meses de las elecciones a la Junta, la más agraciada con estas subvenciones.

Más de 300 euros la hora

La resolución se firmó solo nueve días antes de que Gómez dejara su despacho en los Nuevos Ministerios de la capital y fuera sustituido por la popular Fátima Báñez. El caso se conoce pocos después de que este periódico publicara que el entonces ministro de Industria y Energía, Miguel Sebastián, hubiera formalizado el 16 de noviembre, cuatro días antes de las elecciones generales, un contrato por importe de casi 3 millones de euros con un despacho de abogados para asesorar a la Abogacía del Estado sobre el sector energético, a razón de 300 euros más IVA la hora.

Además, la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid), dependiente del Ministerio de Asuntos Exteriores que dirigía Trinidad Jiménez, adjudicó 63 millones de euros en subvenciones a distintas organizaciones no gubernamentales justo el día después de la derrota del PSOE el 20-N.

El sindicato del ex ministro

Sobre los más de 150 millones de euros repartidos por el Ministerio de Trabajo hay que destacar que el sindicato UGT, del que es afiliado el propio exministro Valeriano Gómez, ha obtenido más de 9,2 millones de euros, cantidad similar a la recibida por Comisiones Obreras. Un poco menos, 6,7 millones, ha ido a la Confederación Española de Pequeñas y Medianas Empresas (Cepyme), y 6,6 millones a la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) que preside Juan Rosell.

¿Empresas sin ánimo de lucro?

Además, los denominados agentes sociales se reparten otros 30 millones concedidos a la Fundación del Metal para la Formación, Cualificación y Empleo (FMF). Esta entidad es responsable de la ejecución de los convenios para la formación, para el sector del metal, financiado por el Ministerio de Trabajo y el Fondo Social Europeo. Todas estas subvenciones a sindicatos y empresarios están incluídas en el epígrafe «a familias e instituciones sin fines de lucro». En el mismo apartado figuran ayudas, que suman 2,5 millones de euros, para entidades como la Asociación Nacional de Empresas de Carpas y Estructuras Móviles (43.808 euros), la Confederación Empresarial Española del Vidrio y la Cerámica (454.656), la Asociación Española de Fabricantes de Ladrillos y Tejas de Arcilla (58.381), la Organización de Productores y Piscicultores (37.373), la Asociación Española del Curtido (32.200), los Empresarios Productores de Cultivos Marinos de España (30.890), la Asociación Española de Empresas Gestoras de Servicios de Agua a Poblaciones (354.456), la patronal eléctrica Unesa (291.712), la Federación Española de Empresas de la Confección (472.111), la Asociación de Explotaciones Frigoríficas, Logística y Distribución de España (85.509) y la Asociación de Fabricantes de Azulejos y Pavimentos Cerámicos (137.361).

El «tijeretazo» de Rajoy

En este punto cabe recordar que el Gobierno anunció el pasado 30 de diciembre que recortará un 20% las subvenciones a partidos políticos, sindicatos y empresarios. Esta medida generará un ahorro a las deficitarias cuentas del Estado de 85 millones de euros (30 millones por los partidos y 55 millones por los agentes sociales).

Empleo agrario

La resolución de Trabajo publicada ayer en el BOE reparte también decenas de millones de euros para el fomento de empleo agrario en Andalucía y Extremadura, así como pequeñas ayudas para zonas rurales deprimidas de Castilla-La Mancha, País Vasco y Aragón. Curiosamente, las provincias más beneficiadas son Jaén, donde nació Valeriano Gómez, y Cádiz, por la que fue diputado Alfredo Pérez Rubalcaba en la anterior legislatura. Y hay que recordar que el ex ministro de Trabajo mantiene actualmente una posición muy destacada en el equipo del candidato socialista a las últimas elecciones generales.

A Jaén le toca el «Gordo»

Concretamente, unos 80 pueblos de Jaén se reparten más de 15 millones de euros y, en el caso de Cádiz, mientras ocho de sus municipios reciben 2,8 millones en total, la Diputación provincial, que preside el popular José Loaiz, consigue casi 14 millones. Varias localidades de Córdoba suman otros 9 millones de euros y su Diputación 778.000.

Entre los varios cientos de pueblos que figuran en la resolución como beneficiarios de estas subvenciones destaca la del ayuntamiento de Cieza (Murcia), que con 1,088 millones de euros es la más elevada de todos los municipios. Le siguen Jodar (Jaén), 990.571; Loja (Granada), 828.622; Puerto Serrano (Cádiz), 686.954; Alcalá la Real (Jaén), 650.542; Olvera (Cádiz), 551.542; Pinos Puente (Granada), 532.709 euros y Motril (Granada), 456.183.

Para «gastos derivados de políticas activas de fomento del empleo», el Ministerio de Cultura recibe 2,1 millones de euros y para diversos planes de fomento de empleo, la consejería de Economía de la ciudad autónoma de Melilla ha obtenido 1,5 millones de euros.