Unicaja y Caja Granada optan a hacerse con Cajasur después de su intervención

Parece claro que a la caja de ahorros cordobesa, Cajasur, no le van a faltar «novios» que quieran hacerse con ella

A. R. V. / F. J. P. / B. L. | CÓRDOBA
Actualizado:

Un día después de la tumultuosa ruptura de las negociaciones para fusionarse con Unicaja, parece claro que a la caja de ahorros cordobesa, Cajasur, no le van a faltar «novios» que quieran hacerse con ella. Nada está decidido de momento, hasta que el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) realice su informe de viabilidad. En todo caso, el abanico de alternativas es muy amplio.

La extensa red de oficinas con que cuenta la caja (475), y el sostén de una clientela muy fiel que mantiene depósitos por valor de 13.101 millones de euros (a finales de 2009), son alicientes lo suficientemente atractivos para despertar el interés de varias entidades que busquen reforzar su posición estratégica en el cambiante mapa financiero español.

De momento, la que ha destapado de manera más clara sus cartas es la caja malagueña, que ha asegurado que sigue abierta a «cualquier solución constructiva» sobre Cajasur.

La entidad que preside Braulio Medel se resiste a quedarse compuesta y sin «novio», por lo que mantiene su empeño de hacerse con Cajasur. Quizás ahora, tras la intervención de la entidad por el Banco de España, el precio sea menos costoso y tenga un mayor margen de maniobra del que fijaba el protocolo de la fusión, firmado en julio pasado, a la hora de hacer recortes. No en balde, fue la falta de entendimiento en el ajuste laboral -sobre la base del informe de Boston Consulting que fijaba la salida de 1.224 trabajadores entre ambas cajas- lo que precipitó el «divorcio».

Éste se consumó la noche del pasado viernes con el acuerdo del consejo para ponerse en manos del Banco de España, que amplió sin ningún éxito el ultimátum dado para facilitar la unión.

El Cabildo, los impositores y el representante de los empleados de Cajasur, Aspromonte, optaron definitivamente por la intervención.

El FROB tiene ahora un plazo de un mes para elaborar un informe sobre CajaSur que determine si la entidad debe fusionarse, venderse o sacarse a subasta.

El Banco de España ha relevado al consejo y nombrado a tres administradores que el pasado sábado ya entraron en la sede de Cajasur. Entre llamadas a la calma, el órgano supervisor anunció que inyectará 523 millones de euros para insuflar liquidez.

Presiones políticas

Unicaja es la opción que apoyan sin cortapisas el PSOE andaluz y la Junta de Andalucía, que ya preparan una ofensiva para que fructifique la operación. En esta línea han lanzado mensajes previniendo contra un posible pacto que deje a Cajasur fuera de su tutela. Pues, no ha hecho más que comenzar una guerra por el control político de la entidad, cuyos activos suman el 0,6% del total de los del sistema financiero español.

Prueba de ello es que, según informaron fuentes de toda solvencia, la semana pasada hubo un encuentro entre Medel; el vicesecretario general del PSOE de Andalucía, Rafael Velasco, y el consejero de Economía de la Junta andaluza, Antonio Ávila. Casi al mismo tiempo se produjo otra entrevista de dirigentes del PP y miembros de la cúpula de la caja fundada por la Iglesia hace 147 años.

Pero Unicaja no es el único «pretendiente» dispuesto a pujar por Cajasur. No se descartan movimientos de las poderosas La Caixa y Caja Madrid para hacerse con la tercera entidad andaluza. Fuera de la región, ya hubo contactos con Cajamurcia, que en su momento fueron vetados por la Junta.

Alternativas no andaluzas

No obstante, un portavoz de la entidad murciana matizó el pasado sábado que no ha retomado las conversaciones con Cajasur, si bien sigue todavía en pie su apuesta por establecer alianzas estratégicas.

A nivel andaluz, cobra fuerza la alternativa de Caja Granada, que ha ofrecido su colaboración para paliar «en la medida de sus posibilidades» los efectos de la intervención por el supervisor. Fuentes oficiales de la entidad subrayaron su «lealtad» con el sistema financiero regional.