Toxo y Méndez acusan a Rojoy de «criminalizar» y «jibarizar» los servicios públicos
Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo - abc

Toxo y Méndez acusan a Rojoy de «criminalizar» y «jibarizar» los servicios públicos

CC.OO., UGT, USO, CGT, STES-Intersindical y la CNT han registrado en el Ministerio de Empleo la convocatoria de la huelga general del 14-N

madrid Actualizado:

Los secretarios generales de CC.OO. y de UGT, Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez, respectivamente, han acusado este miércoles por la mañana al Gobierno de Mariano Rajoy de "criminalizar" a los trabajadores de la función pública y de "jibarizar" los servicios públicos. Ambos dirigentes han realizado estas críticas en los Nuevos Ministerios tras presentar en el registro del Ministerio de Empleo y Seguridad Social la convocatoria oficial de la huelga general del 14 de noviembre.

Junto a estos sindicatos han presentado también sus respectivas convocatorias USO, CGT y STES-Intersindical. A la misma se ha sumado a última hora y al margen de esas organizaciones la CNT.

Ante unos 200 sindicalistas presentes en el aparcamiento del Ministerio, Toxo ha calificado de "vasallaje extremo" las políticas del Gobierno español y de las instituciones europeas "que están impuestas por la canciller Merkel". Acusó a Rajoy de "desmantelar lo público" y advirtió de que "las movilizaciones no acabarán el 14-N". También dijo que "no se comprenden las actitudes de algunos que se han descolgado de la convocatoria", en referencia al sindicato CSI-F, el mayoritario en las administraciones públicas.

Méndez afirmó que es una huelga "constitucional y solidaria", en la que "hay que exigir un cambio radical porque nos llevan a la catástrofe económica y social". Terminó su intervención subrayando que "la destrucción de los servicios públicos abrirá la puerta a la iniciativa privada".

Julio Salazar, secretario general de USO, dijo que "no es plato de gusto la convocatoria de una huelga general porque supone el fracaso de las negociaciones" y afirmó que "los culpables de la misma no somos los convocantes".

Durante el acto, que se ha desarrollado sin incidentes y que ha sido vigilado discretamente por agentes de la Policía Nacional, de la Guardia Civil y de la Policía Municipal, se corearon gritos como: "un bote, dos botes, tres botes, Rajoy el que no bote", "tenemos la solución: los banqueros a la prisión", "contra la reforma, huelga general", "salvemos lo público" y "los próximos recortes, que sean en las Cortes".