Luis de Ulíbarri, abogado y promotor de la socimi
Luis de Ulíbarri, abogado y promotor de la socimi - ABC

Sale a Bolsa la primera socimi dedicada al mercado residencial de la tercera edad

Almagro capital posee 14 inmuebles en Madrid en zonas «prime» y prevé adquirir activos en las principales ciudades

MadridActualizado:

Almagro Capital, la primera socimi orientada a inmuebles residenciales de la tercera edad, debutó el miércoles en el Mercado Alternativo Bursátil (MAB), con una cotización inicial de 1,07 euros por acción, lo que supone valorar la compañía en 10 millones de euros. En la primera sesión subió a 1,08 euros.

La nueva sociedad de inversión inmobiliaria, gestionada por la firma española Orfila Management, prevé alcanzar los 100 millones de euros a medio plazo. El plan de expansión se centra en adquirir inmuebles en las principales capitales españolas. En la actualidad, Almagro Capital cuenta ya con 14 activos situados en Madrid, en las zonas de Chamartín, Goya, Chamberí, Princesa, Chopera, Lavapiés, Recoletos, Palacio, Salamanca, Viso, Chueca y Retiro. Aproximadamente, el 80% de su cartera estará invertida en zonas denominadas «prime».

«De esta manera, conseguimos una diversificación conservadora, con un 80% de sus fondos invertido en activos de precios y riesgo estables. Con el 20% restante adquirimos la flexibilidad para no perdernos oportunidades de creación de valor», explica Luis de Ulíbarri, abogado y promotor de Almagro Capital, junto con otros dos emprendedores, Francisco López y Felipe de los Ríos. La sociedad cuenta ya con 72 inversores.

«Nuestra propuesta de inversión se enmarca en la necesidad social de proponer soluciones ante el envejecimiento de la población y ofrece a las personas de la tercera edad una alternativa inmediata a las pensiones insuficientes que reciben», explica de Ulíbarri. El objetivo es adquirir viviendas de personas mayores que buscan una manera de monetizar su ahorrar en vivienda. Pretendemos democratizar la inversión en inmuebles a través de una idea que supone una alternativa más flexible y eficiente que la hipoteca inversa que ofrece el sector bancario, o la venta de la nuda propiedad que ofrecen inversores privados».

Renta 4 ha actuado como asesor registrado de la salida al MAB, mientras que Gesvalt ha actuado como valorador y PwC como auditor y responsable de due diligence.