Renfe inicia la compra de diez trenes para el AVE a Francia por 270 millones
Los trenes «Pato», de Talgo-Bombardier / FABIÁN SIMÓN

Renfe inicia la compra de diez trenes para el AVE a Francia por 270 millones

Los trenes de «alta capacidad» transportarán entre 400 y 500 pasajeros y circularán a más de 300 kilómetros por hora

EP | MADRID
Actualizado:

Renfe ha puesto en marcha el proceso de compra de los diez trenes de Alta Velocidad y alta capacidad con que a partir de 2012 explotará la conexión directa de AVE con Francia, por un importe de 270 millones de euros, informó hoy la compañía.

Se trata de la mayor inversión que la operadora realiza en materia rodante desde 2003 y su primer pedido de trenes de 'alta capacidad', según indicaron a Europa Press en fuentes de la empresa pública.

Los trenes serán de 'alta capacidad' porque podrán transportar a un máximo de entre 400 y 500 pasajeros, y tendrán además consideración de Alta Velocidad, dado que circularán a "más" de 300 kilómetros por hora.

Otra de las características de los nuevos vehículos es que deberán ser operables tanto por Renfe como por el operador público francés SNCF. El proceso de compra arranca mañana con la publicación del concurso público en la página de Internet de Renfe y en el BOE.

Posteriormente, la empresa invitará a participar a los fabricantes interesados y les convocará a presentar ofertas. Como es habitual en estos pedidos, el contrato reserva a Renfe el derecho de que su división industrial asuma el 20% de los trabajos de fabricación de los trenes.

AVE a Francia en 2012

La relación directa por AVE Madrid-París está prevista para 2012, cuando concluya la construcción del túnel del AVE por Barcelona, el correspondiente por Girona y el tramo de línea entre la ciudad Condal y Figueres.

Flota más moderna de Europa

Con este contrato, la operadora, además de asegurarse los trenes para explotar esta conexión, continua con el proceso de renovación de su porque de vehículos que, según sus datos, este año se convertirá en el más moderno de Europa. El último gran pedido de trenes AVE Larga Distancia de Renfe es el que se adjudicó el consorcio Talgo-Bombardier, que supuso una inversión de 655 millones de euros y que Renfe empezará a recibir este año. La empresa destinará 18 de estos AVE a explotar comercialmente el AVE Madrid-Valencia, cuya puesta en servicio está prevista para finales de 2010.

El contrato que se licita mañana se suma al encargado recientemente al consorcio Talgo-Bombardier por 78 millones de euros para adaptar quince trenes AVE y convertirlos en 'híbridos' de forma que puedan circular también por vías ferroviarias sin electrificar y extender así a un mayor número de destinos los beneficios de la Alta Velocidad.