Una nueva técnica más suave para el embrión evita los embarazos múltiples
Un espermatozoide intenta penetrar en un óvulo / ABC

Una nueva técnica más suave para el embrión evita los embarazos múltiples

JUDITH DE JORGE | MADRID
Actualizado:

El Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI) ha presentado en el III Congreso Internacional IVI sobre Reproducción Asistida que se celebra en Madrid una nueva técnica de selección embrionaria que evita la posibilidad de que se produzca un embarazo múltiple al tiempo que resulta menos agresiva para el embrión. La técnica, llamada metabolómica, «permite escoger el embrión ganador, el que tiene más posibilidades de llegar a un embarazo, a través del análisis del líquido del medio de cultivo en el que se desarrolla», explica a ABC.es el doctor Antonio Requena, codirector de la clínica IVI de Madrid.

Los especialistas analizan los nutrientes que consume y execra el embrión, y diagnostican su estado de salud. De esta forma, saben si carece de enfermedades cromosómicas y si va a implantar con fuerza en el útero sin necesidad de quitarle una célula para analizarla, algo muy invasivo. «Es algo semejante a si conocemos los parámetros sanguíneos de un paciente (colesterol, azúcar, tensión...) y sabemos lo que consume (comidas, tabaco, alcohol, etc.), con eso nos haríamos enseguida una idea de si el paciente está sano o no», explica Antonio Pellicer, copresidente del IVI. El centro valenciano es el único centro del mundo, junto a la Universidad de Yale, que desarrolla este tratamiento, todavía en estudio.

Embarazos múltiples

Hasta ahora, los métodos de selección se basan en las características morfológicas del embrión al observarlo bajo el microscopio para elegir a los más 'aptos', pero se trata de algo intuitivo y subjetivo, y los seleccionados no siempre cumplen las expectativas. En algunos casos, la viabilidad de los embriones se conocía con procedimientos invasivos «y la desventaja es que al biopsiar el embrión para diagnosticar las anomalías se daña, con lo que la ventaja de eliminar la anormalidad se contrarrestra con la transferencia de un embrión dañado técnicamente», ha argumentado Pellicer.

En la actualidad, la mujer sometida a un tratamiento de reproducción asistida suele recibir dos embriones, aunque la ley permite implantar hasta tres. Esto provoca que se produzcan más embarazos múltiples de los deseados, que con frecuencia conducen a una incidencia más alta de complicaciones médicas, de ahí la importancia de las nuevas técnicas de selección.

.