El centro comercial adquirido ofrece espacios del Grupo Inditex, Primark, H&M, FNAC, SportZone, NOS Cinemas o C&A
El centro comercial adquirido ofrece espacios del Grupo Inditex, Primark, H&M, FNAC, SportZone, NOS Cinemas o C&A - ABC

Merlin Properties compra el tercer mayor centro comercial portugués por 407 millones de euros

La empresa española del Grupo Santander crece así hasta los 125.000 metros cuadrados de superficie comerial en el área de Lisboa

Corresponsal en LisboaActualizado:

La sociedad española de inversión de activos inmobiliarios Merlin Properties, controlada por el Grupo Santander, ha comprado el tercer mayor centro comercial portugués, Almada Fórum, por 407 millones de euros. Una operación que se asienta al otro lado de Lisboa, en un núcleo de población que no deja de crecer y con una clase media cada vez más numerosa, pues basta subirse a un ferry para alcanzar el vasto territorio de un municipio que arranca con la zona de restaurantes de pescado de Cacilhas.

Las cifras del enclave hablan por sí mismas: 82.000 metros cuadrados, 24 millones de euros al año de rentas brutas y 14,4 millones de visitantes anuales.

La superficie ofrece espacios del Grupo Inditex, Primark, H&M, FNAC, SportZone, NOS Cinemas o C&A y se aproxima a la plena ocupación ya que tiene un 98% de sus rincones en activo, incluido un hipermercado de la marca Jumbo, con 22.000 metros cuadrados.

El éxito de Almada Fórum, que lleva 16 años en funcionamiento, tiene que ver con su situación estratégica, en vista de que todo el área de playas de la popular Costa da Caparica se beneficia igualmente de sus servicios. Esta circunstancia significa que atiende a un amplio perímetro que engloba más de 2,5 millones de personas.

Es la segunda gran operación de inmobiliaria comercial realizada por Merlin Properties, que se define como «líder en el sector de activos terciarios en la península ibérica», en la capital portuguesa o alrededores. Y todo porque, hace poco más de un año y medio, adquirió dos emblemáticos edificios de oficinas en Lisboa por una cantidad global de 103 millones de euros.

Importante adquisición

De acuerdo con su estrategia, la firma radicada en el madrileño Paseo de la Castellana se ha hecho entonces con el llamado Monumental, en la plaza del Duque de Saldanha (en pleno corazón financiero de la capital portuguesa), a razón de 17.000 metros cuadrados para oficinas, además de 5.500 para uso comercial.

El proyecto pasaba por la reforma integral (también de la fachada) con el objetivo de «posicionarlo como un referente de la zona ‘prime’ de la ciudad», muy cerca de donde se estableció Bankinter y de la sede de El Corte Inglés.

El otro bloque era la Torre A, del complejo Torres de Lisboa, en las proximidades del Estadio de la Luz (feudo del Benfica), del popular centro comercial Colombo y de la autovía a Cascais y a Sintra. Un total de 16 pisos y casi 14.000 metros cuadrados. Este «arsenal» urbano se unía a un edificio de oficinas en el Parque de las Naciones (donde se celebró la Expo’98), que totaliza 6.800 metros cuadrados, e igualmente quedó bajo la custodia de Merlin Properties.

Por tanto, la empresa ha reforzado ahora su posición en Portugal de forma notable, pues pasa a controlar una superficie comercial global de 125.000 metros cuadrados.

Relevo a Blackstone

La iniciativa que ahora cristaliza ha tomado el relevo de la firma estadounidense Blackstone, dueña del centro comercial hasta ahora. La oportunidad de negocio, que inicialmente se cifraba en 450 millones de euros y finalmente se ha rebajado en 43 millones, ha sido calificada de manera muy positiva desde la dirección madrileña de Merlin.

Así, el ejecutivo Ismael Clemente ha argumentado: «Almada Fórum es un ejemplo de activo excepcional, que raramente se encuentra en el mercado. Hay que tener en cuenta que los portugueses prefieren los centros comerciales de calidad, y eso encaja con nuestra compañía». En su experta opinión, «el formato de los centros comerciales sigue creciendo a un ritmo fuerte en la península ibérica, pese a la competencia de los canales online».