Imagen del los candidatos a presidente del Gobierno de PP, Unidas Podemos, PSOE y Ciudadanos
Imagen del los candidatos a presidente del Gobierno de PP, Unidas Podemos, PSOE y Ciudadanos - Maya Balanya

Las medidas olvidadas por los partidos en la campaña electoral

Asuntos como la transición ecológica, la estacionalidad del turismo o la «guerra» del taxi han quedado en segundo plano en intervenciones y programas

MadridActualizado:

Los partidos políticos apuran sus últimas opciones para atraer al voto indeciso tras trece días de campaña electoral y dos debates en televisión. Un periodo en el que una amalgama de medidas económicas ha desfilado por discursos y mítines. Desde las subidas fiscales hasta la implantación del contrato único; desde la derogación del impuesto de patrimonio hasta la implantación de la denominada «mochila austriaca», la tributación y el mercado laboral han compartido en las últimas horas el protagonismo de la campaña con asuntos como el desafío soberanista. Por contra, asuntos como la transición ecológica, la estacionalidad del turismo o la «guerra» del taxi han quedado en segundo plano en intervenciones y programas. Desafíos que, sin lugar a dudas, condicionarán las políticas económicas de la próxima legislatura.

Sector ferroviario: La liberalización del AVE pasa de puntillas en los programas

En poco más de un año y medio, en diciembre de 2020, el AVE se abrirá a las empresas privadas. Un proceso complejo que estará supervisado por la Administración y que tendrá un impacto lógico en el operador público: Renfe. Y, sin embargo, ninguno de los cuatro grandes partidos políticos menciona en su programa electoral cómo afrontará la apertura de un servicio que fue utilizado por más de 21 millones de viajeros el año pasado.

Esta misma semana, Adif ha anunciado que ha trasladado a las empresas interesadas y a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) un plan para que, al menos, dos operadores privados compitan con Renfe y se incremente la capacidad de la red un 60%. Pero este no será definitivo, al menos, hasta julio. Además, todavía se desconoce si se obligará a Renfe alquilar sus trenes a la que será su competencia.

Autovías y autopistas: El desafío de financiar las vías de alta capacidad españolas

El Gobierno ha destacado en las últimas semanas la necesidad de implantar un nuevo modelo de financiación de la conservación y el mantenimiento de la red de alta capacidad española. Según los cálculos del Ministerio de Fomento, la red de autovías ha acumulado un déficit de conservación en los últimos siete años de 2.000 millones de euros.

Pese a ello, ningún programa electoral explica cómo se financiará la red de alta capacidad. Ni siquiera en el del PSOE. Se trata de un desafío urgente, sobre todo después de que el Gobierno decidiera no renovar las concesiones de las autopistas de peaje cuyo contrato termina de aquí a 2021. El Ejecutivo prometió impulsar una subcomisión en el Congreso que decidiera si debía haber peajes, pero esta aún no se ha creado.

Ciudadanos, en su programa, apoya no renovar las concesiones, pero no aclara si impondrá nuevos peajes. Podemos sí aboga por levantar estas barreras y las de «tramos excesivamente caros o que, si se abrieran permitirían reducir los accidentes». Pero ninguno de los dos explica cómo financiará la conservación de estas infraestructuras si no es con peajes. Por su parte, PP, PSOE y Vox ni siquiera mencionan el asunto en sus medidas.

Movilidad: Taxistas y plataformas, condenados a entenderse

El enfrentamiento entre taxistas y conductores de plataformas de VTC (Uber y Cabify) ha sido una constante durante los últimos años. Pese a ello, el asunto ha pasado inadvertido durante la campaña electoral. La única referencia en los dos debates producidos esta semana se produjo cuando el líder de Podemos, Pablo Iglesias, denunció que Uber y Cabify de no pagaban impuestos en España. Una acusación que fue desmentida ayer por la plataforma española.

El rechazo de la formación morada a estas empresas de movilidad también se hace patente en su programa electoral, en el que Podemos aboga por expropiar licencias de VTC hasta que se cumpla la proporción de una autorización de vehículo con conductor por cada treinta de taxi. Además, propone que los coches de Uber y Cabify deban ser precontratados con dos horas de antelación.

Es la única propuesta concreta que recogen los partidos políticos sobre este asunto. Ciudadanos y el Partido Popular proponen derogar el decreto que deja en manos de las comunidades las competencias sobre este asunto, impulsado por el Gobierno. Pero no detallan alternativas a la norma. El PSOE, por su parte, obvia el conflicto.

Turismo: El sector pide inversiones para desestacionalizar la oferta

El sector turístico, motor principal de la economía española, pide medidas que ayuden a la desestacionalización. Aunque el «sol y playa» continúa aglutinando la mayor parte de los ingresos y España sigue liderando el turismo mundial, los actores piden ayudas para afrontar los retos del futuro. La demanda turística está virando hacia una oferta de mayor calidad antes de un menor precio. Por eso los profesionales piden al próximo Gobierno que invierta en medidas que promuevan una segmentación de la oferta turística.

Una de las principales demandas de las empresas es la inversión en digitalización para así personalizar las ofertas a los clientes. Sin embargo, los partidos políticos no han tenido en cuenta esta medida.

Las propuestas se han centrado en la eliminación de tasa fiscales, como la turística, por parte del PP. El PSOEpropone iniciativas para desarrollar el turismo sostenible y Ciudadanos se centra en el impulso de Turespaña. Por su parte, Unidas Podemos mira hacia la regularización de los pisos turísticos, mientras que Vox no hace mención al sector en su programa.

Comercio: Las pymes demandan más facilidades para exportar y crecer

El comercio exterior ha perdido el protagonismo que tuvo en los años de la crisis. Por entonces era el indicador que más tiraba hacia arriba del PIB de España, en una época donde la demanda nacional caía a mínimos. Sin embargo, ahora todo ha cambiado, hasta el punto de que las exportaciones restan al PIB 0,2 puntos, mientras que la demanda nacional suman 2,5 puntos.

El contagio por la guerra comercial y la desaceleración de la economía europea ponen en alerta a las empresas españolas ante la crisis económica que muchos vaticinan próximamente. Por ello, las pymes, que conforman más del 90% del tejido empresarial de nuestro país, piden más facilidades exportar y quitar parte de la burocracia que limitan su crecimiento.

Los partidos tienen presentes en sus programas estas necesidades, pero sin mucho desarrollo. Por ejemplo, Ciudadanos habla de «eliminar las barreras regulatorias que frenan su crecimiento». Por su parte, el PP propone un plan para darle mayor protagonismo a las pequeñas y medianas empresas, que «son las que más dificultades presentan para internacionalizarse», mientras que el PSOE también incide en un plan para ayudar a estas empresas a consolidarse en el exterior.

Energía: La transición energética marcará la Legislatura

La transición energética tendrá un importante espacio en la próxima Legislatura. El impulso de las renovables es el principal caballo de batalla de los cuatro partidos principales, aunque todos difieren en sus estrategias. El PSOE propone un Pacto de Estado de la Energía para impulsar la transición energética y que en 2030 el 74% de la electricidad sea generada por estas fuentes renovables. Unidas Podemos va más allá y pretende que en 2040 el 100% de la electricidad venga de fuentes renovables. Ciudadanos no concreta fechas, mientras que el PP quiere propone un Pacto de Estado para establecer un mix energético estable para 40 años. Por su parte, Vox no habla de las renovables en su programa.

Brexit: España, suspenso en atraer a las empresas de Reino Unido

España no aprovechó la salida del Reino Unido de la Unión Europea para atraer a las empresas que han ido saliendo del país británico. Aunque algunas compañías, sobre todo del sector de los seguros, han aterrizado en nuestro país, España ha perdido su oportunidad para potenciar su tejido empresarial. Aunque todavía quedan días para el 31 de octubre, fecha límite para que el Reino Unido llegue a un acuerdo, los partidos políticos apenas tienen en cuenta tomar medidas para atraer a las empresas que todavía no han tomado una decisión. Sí hablan, por contra, de establecer medidas de contingencia ante los posibles efectos negativos del Brexit.