Florentino Pérez, presidente de ACS, en la junta del grupo
Florentino Pérez, presidente de ACS, en la junta del grupo - ARCHIVO

ACS lanza Eleia para vender la energía de su nueva filial de renovables Zero-E

El grupo que preside Florentino Pérez enmarca estas dos nuevas compañías en la nueva apuesta que realiza por las energías limpias

MadridActualizado:

ACS ha anunciado la constitución de una nueva filial para la construcción y explotación de instalaciones de generación de energías renovables, que se denominará Zero-E, y el lanzamiento de Eleia, una firma para comercializar la energía limpia que genere.

El grupo que preside Florentino Pérez enmarca estas dos nuevas compañías en la nueva apuesta que realiza por las renovables ante el auge que registra este sector por la reactivación en varios países, entre ellos España, de planes y proyectos de promoción de energías limpias.

Así, ACS, a través de su división industrial Cobra, ha constituido Zero-E, firma que busca erigirse en "referente global en el desarrollo de infraestructuras sostenibles".

La nueva Zero-E, a la que el grupo está analizando sacar a Bolsa, agrupará todos los activos renovables que ya tiene la compañía, canalizará la construcción de la "importante cartera de proyectos" con que cuenta y, además, buscará otras oportunidades.

De esta forma, ACS estima que Zero-E sumará una cartera de activos de 4.500 megavatios (MW) de potencia, tanto en España con el exterior, en el horizonte de 2022.

En paralelo, ACS ha anunciado su entrada en el negocio de la comercialización de la energía verde, con la constitución de Eleia, la filial que venderá la electricidad que produzca Zero-E, con el fin de aprovechar "el importante crecimiento y cuota de mercado" alcanzado por este tipo de compañías.

Además, el grupo pretende además que Eleia suponga una "evolución" en el sector, dado que busca monitorizar los activos de generación y las instalaciones de consumo para ajustar la generación a la demanda. Con el lanzamiento de su propia eléctrica verde, el grupo prevé colarse en el 'top ten' de los comercializadores de energía en el horizonte de 2025.

En esa fecha, ACS prevé que su eléctrica cuente con 100.000 clientes residenciales, además de 50.000 pymes y cien grandes cuentas, lo que le reportará una facturación anual de 1.200 millones de euros.

El grupo de construcción y servicios regresa a las renovables cinco años después de que en 2014 constituyera Saeta, firma con la que entonces agrupó y sacó a Bolsa la cartera de activos de generación de energía limpia que tenía entonces y que vendió el pasado año.

Además, acomete su nueva apuesta por este negocio en paralelo al impulso que pretende dar al de construcción y explotación de infraestructuras de transporte, tras comprar Abertis en alianza con la italiana Atlantia también el pasado año.