Los inmobiliarios piden una inyección de liquidez de 40.000 millones

ABCMADRID. La necesidad de liquidez del sistema crediticio español ascenderá a 40.000 millones en 2008, según explicó el secretario general del grupo formado por las principales inmobiliarias (el

ABC. MADRID
Actualizado:

La necesidad de liquidez del sistema crediticio español ascenderá a 40.000 millones en 2008, según explicó el secretario general del grupo formado por las principales inmobiliarias (el G-14), Pedro Pérez. Los cálculos de esta agrupación apuntan a que el valor de los títulos con respaldo hipotecario -que aportan liquidez al sistema para seguir concediendo créditos- con vencimiento en 2008 asciende a 80.000 millones, de los que hasta ahora se han renovado unos 20.000 millones, informa Ep.

De no cambiar las actuales circunstancias y de acuerdo con la tendencia observada, el grado de cobertura al final del año alcanzará aproximadamente la mitad del montante total, con lo que las pérdidas, en términos de liquidez, ascenderán a unos 40.000 millones, cuatro veces más que el coste estimado del plan de reactivación de la economía aprobado recientemente por el Gobierno.

Por otro lado, las principales inmobiliarias (Realia, Metrovacesa, Vallehermoso, Acciona Inmobiliaria, Martinsa-Fadesa, Reyal Urbis y Parquesol) vendieron viviendas por un importe conjunto de 299,1 millones de euros durante el primer trimestre de este año, lo que supone un desplome del 73,53% respecto a los 1.131 millones del mismo periodo de 2007. La facturación conjunta descendió un 32,9% entre enero y marzo, hasta sumar 1.021 millones, según los datos de las propias empresas.

En cuanto a la ronda de entrevistas que está haciendo la nueva ministra de Vivienda, Beatriz Corredor, con los distintos agentes del sector inmobiliario no ha hecho cambiar al Gobierno de opinión respecto a no acudir en su ayuda en los momentos actuales de crisis. Corredor fue tajante ayer al señalar a los máximos dirigentes de la Asociación de Promotores y Constructores de España (APCE) que el Gobierno «está firmemente dispuesto a no impedir el «natural» reajuste del sector de forma «artificial», utilizando fondos públicos».

Más VPO y rehabilitación

Una de las fórmulas propuestas por los promotores y constructores es la creación de una vivienda intermedia entre la libre y la VPO, cuyo interés aplicable no supere el que se emplea actualmente para las casas de protección oficial (5,09%) durante los primeros cinco años. En este sentido, el Estado subvencionaría la diferencia en el caso de que existiera o facilitaría la contratación de un seguro.

Corredor descartó esta fórmula y emplazó a la APCE a aceptar las prioridades fijadas por el Gobierno: promoción de VPO, rehabilitación, fomento del alquiler, movilización de suelo público y agilización de trámites urbanísticos.