Los ingenieros al Gobierno: «España necesita producir»
Un operario trabaja sobre un lote de productos en las instalaciones de Locsa en Córdoba - v.merino

Los ingenieros al Gobierno: «España necesita producir»

El colectivo pide más atención ante la desindustrialización de España, un proceso agravado por la crisis

e.pastrana
MADRID Actualizado:

España no puede seguir viviendo solo del turismo. «Un país necesita industria», recuerda Mario Armero vicepresidente de (Anfac) Asociación de automóviles de España), la principal bandera del sector industrial de nuestro país con un 10% del PIB en sus manos. Sin embargo, el Estado se ha resistido a aprenderse la moraleja durante los años de bonanza y ahora se la encuentra de frente: España necesita producir.

Eso mismo han querido recordar los ingenieros al Gobierno en la carta que han dirigido al ministerio de Industria y Comercio: «La industria es el principal soporte de nuestras exportaciones, y el empleo que genera es de mayor calidad que el de los otros sectores», reza la misiva.

Desde el franquismo, la industria es un problema endémico en nuestra economía. Pero como recuerdan «la reconversión industrial que entonces se produjo, absolutamente necesaria, no ha sido acompañada de una complementaria reconstrucción del tejido productivo».

«los espejismos especulativos hacen olvidar que detrás hay un tejido productivo»

Los ingenieros españoles temen que la compleja situación económica de nuestro país haya desplazado a un segundo término «el importante debate sobre el modelo productivo deseable para la sociedad española» y así se lo han hecho saber al ministerio de Industria en la carta que le han enviado.

El Consejo General de Colegios Oficiales de Ingenieros Industriales urge a la Administración a que llevar a término una estrategia «a largo plazo», que deje a un lado «los recientes espejismos especulativos» que hacen olvidar que detrás hay «un importante tejido productivo industrial, una mano de obra experta y en un excelente nivel de ingeniería», plenamente comparables con los de cualquier país de nuestro entorno.

Tal y como desvela un estudio de Pricewaterhousecoopers, la industria es el sector que crea más valor añadido por unidad de trabajo, en otras palabras, es el sector de mejor productividad de la economía.

La carta hace especial hincapié en la necesidad de apostar por el I+D (en volumen de inversión, pero sobre todo en resultados), ya que «los sectores industriales más intensivos en tecnología están sensiblemente menos desarrollados que en otros países en niveles parecidos de renta». Un problema que no responde a su cantidad, sino a su calidad: «Nuestros empresarios de los sectores intensivos en tecnología son buenos, muy buenos: lo que ocurre es que son pocos». Por eso es necesario dar alas a los jóvenes que quieran emprender en el negocio de la ingeniería. Por ejemplo «hacen falta mecanismos para estimular los «spin offs» (centros empresariales en universidades o centros de investigación).

La industria española está presente en el exterior con una proyección internacional indiscutible. Un caso reciente es el de la adjudicación a un consorcio español del ferrocarril de alta velocidad Medina-La Meca en Arabia Saudí.

«Nuestros empresarios de sectores tecnológicos son buenos pero pocos»

Con la carta el colectivo pretende llamar la atención sobre la urgencia de poner en pie una política industrial: «se está a tiempo de considerar la reindustrialización de España como una cuestión de Estado y se tiene capacidad para ello».