Foro de Forbes
Foro de Forbes - EFE

Una hoja de ruta en femenino para la economía

Forbes organiza un foro en el que más de veinte mujeres expertas en distintos ámbitos posan la mirada en el futuro

MadridActualizado:

Una jornada llena de mujeres, pero no sobre “temas de mujeres”. Economía, empresa, empleo, sostenibilidad, digitalización... son muchos los asuntos para los que hay expertas tan capaces o más que muchos hombres de debatir sobre ellos. De eso trataba la jornada organizada por Forbes: Forbes Summit Women, en el que más de veinte mujeres han dado su visión profesional sobre diversos ámbitos.

La presentadora, Ainhoa Arbizu, ha dado paso al único discurso masculino de la mañana cuya voz pertenecía a Andrés Rodríguez, editor y director de Forbes España. Presentó el foro como una réplica de los exitosos encuentros en jornadas con mujeres que ya tienen lugar en Estados Unidos. “Es para nosotros un placer traer a España una fórmula de éxito que nos permite reforzar el networking y la colaboración entre destacadas personalidades en diferentes campos, y contribuir como motor de cambio” ha añadido Rodríguez. A continuación, ha dado paso a la ministra de Empleo, Fátima Báñez. En su discurso, la ministra ha hablado del empleo en general y el papel de la mujer en la recuperación en particular. «En nuestros días ocho millones y medio de mujeres trabajando; más mujeres trabajando que nunca», ha sostenido.

Empleo

La mañana ha continuado con la intervención de Helena Herrero, presidenta de HP España y Portugal. En especial ha hecho hincapié en la era de la digitalización, en el reto de la empleabilidad de nuevas generaciones con otras capacidades y otros retos. Los nuevos perfiles laborales y la existencia de vacantes que no se llegan a cubrir por la falta de personas con la formación expecífica adecuada, a pesar de que la generación «millenial» se considera una de las mejores preparadas. Conocer el leguaje de programación, ser capaces de zambullirse en el mundo digital, comienza a ser tan imprescindible como el inglés.

A continuación ha tenido lugar un «vis a vis» entre Maite Ballester, consejera de Repsol y CEO de Nexxus y Elena Pisonero, presidenta de Hispasat. El intercambio ha sido moderado por Marieta del Rivero, presidenta de International Woman Forum. Maite Ballester ha retomado la importancia de la digitalización en el mercado de trabajo, no solo a la hora de generar nuevos puestos que no existen y que ocuparan al 60% de los niños que estudian hoy la primaria, sino también a la hora de revolucionar los empleos convencionales que ocupamos hoy día. «El big data es el nuevo petróleo», frase recogida del discurso de la ponente anterior y que le ha ayudado para añadir una nota de humor a su discurso «una pena para los que trabajamos en Repsol», y acabar hablando de formas con las que es posible formar a la vez que introducir a los jóvenes en la era de las tecnologías.

Ha cogido el hilo de su discurso Elena Pisonero analizando la importancia de la formación, la educación flexible y cómo el carácter humano seguirá en el centro de la formación dentro de unos años. En este debate se ha mencionado también la convivencia de varias generaciones en una misma empresa, hasta cinco generaciones que pueden ocupar un mismo puesto de trabajo y cada una tendrá unas capacidades y unas inquietudes diferentes. Las máquinas son creadas por personas, no nacen en la naturaleza. Conviviremos en el futuro personas y robots, pero no se debe tener miedo a este cambio según asegura Elena Pisonero. Tampoco ha faltado en este intercambio la mención a la formación continua, otro de los temas más mencionados de la mañana.

Rentabilizar la marca España

La mesa redonda que ha tenido lugar a continuación tenía como título una pregunta lanzada para crear debate: «¿Cómo rentabilizamos la marca España?». Esta mesa han intervenido un grupo amplio de mujeres dispares cuyas ocupaciones tenían mucho que aportar al debate, sin embargo ha sido un debate algo descordinado en el que se han lanzado muchas preguntas que se han quedado sin respuesta. La presidenta de Loewe ha apuntado que la marca España es más de lo que los propios españoles creen y que si se defiende puede ser muy rentable. La directora de la Biblioteca Nacional, Ana Santos Aramburo, ha hablado de la importancia de utilizar las letras y el contenido de las instituciones como esta y ponerla a disposición de los jóvenes según lo que ellos demande. Tenemos la suerte de hablar una lengua con 550 millones de hablantes y en el exterior se nos percibe con mejores ojos de los que nosotros mismo percibimos nuestra marca.

La científica e investigadora María Blasco, que dirige un centro puntero en investigación como es el CNIO, ha estado comentando lo difícil que es sobresalir sin la financiación adecuada y el respaldo de las instituciones, a pesar de tener científicos «de primera categoría» como ha apuntado ella basándose en un ranking de la revista Nature, la posición de España en investigación aún es mejorables. Gloria Lomana, periodista, ha lanzado muchos temas de debate, uno de los más comentado, el papel de los medios de comunicación como escaparate de la marca España y la mala prensa que provocó la portada del NYT en la que se veía a una persona rebuscando en la basura en el periodo de crisis y que tanto daño hizo a la imagen de nuestro país. Se ha hablado además de cómo los propios españoles minan la imagen de su propia marca tal y como ocurrió con la controversia que generó la donación filantrópica de Amancio Ortega.

Por último, la directora de Facebook España ha vuelto a recalcar que España es la primera en muchos sectores como el deporte y la moda y así lo transmiten las redes sociales, sin embargo los españoles se consideran peor valorados a sí mismo que la imagen percibida por los extrajeros. Esto se debe, según Loewe a nuestro «complejos» de los que aún nos tenemos que desprender.

Felicidad en el empleo

Margarita Álvarez ha sido la siguiente en subir al escenario y presentarnos «la felicidad» y su importancia no solo en nuestra vida laboral sino también en nuestra vida personal. La directora de comunicación de Adecco y creadora de la campaña de la felicidad de Coca cola, lleva muchos años investigando el concepto y son muchos los datos en los que basa sus tesis. Como conclusión, todos las personas deberíamos aprender a potenciar y ejercitar nuestra mente para ser feliz, al menos en el 40% que está dentro de nuestras posibilidades.

La banca

La banca ha sido la siguiente protagonista. Carmen Alonso directora general de Visa junto ha hablado de los nuevos retos del pago mediante dispositivos electrónicos, desde una tarjeta de crédito hasta un anillo pasando por nuestro móvil. En la actualidad hay investigaciones que en el futuro nos permitirán pagar con la voz o con nuestra huella dactilar. Todo esto debe basarse en la confianza, ha añadido. Sin embargo, la mayoría de los pagos en España siguen siendo en efectivo muy por encima de países cercanos como Italia o Portugal y sigue habiendo mucho que mejorar en este aspecto. Blanca Montero, subdirectora general del Banco Sabadell, ha hablado de los retos que trae la digitalización a los bancos, la convivencia de varias generaciones y la necesidad de dar servicios a millenials continuamente conectados a la vez que ha clientes que siguen prefiriendo el trato personalizado en una sucursal.

El desafío del Big Data

La jornada ha continuado con temas que nos ocuparan en el futuro como el Big Data en el que mujeres de la talla de Sofía Benjumea, directora del campus de Google; Clara de Miguel, Directora de comunicaciones, medios y tecnología de Accenture; e Isla Ramos, directora ejecutiva de Lenovo han hablado de la cuarta revolución, la revolución continua y la necesidad de crear una forma de convertir la ingente cantidad de información vertida en la red en datos y los datos a su vez en una erramienta para acercar la comodidad a los consumidores en forma de recomendaciones o facilidades para el emprendimiento.

«La economía será sostenible o no será»

Suben por último al estrado tres mujeres que nos traen un tema apremiante si queremos que siga existiendo futuro, la economía sostenible. En el futuro la economía será sostenible o no será, esta es la sentencia que encabezaba la mesa. María José Rovira ha introducido el debate hablando de la economía circular y la vida una sola camiseta de todas las que componen nuestro ropero y cómo impacta esta y su uso en nuestro mundo. Las cadenas de producción, consumir y desechar tendrán que cambiar y convertir los residuos en nuevas materias primas. En esto son pioneros algunos países como Dinamarca. Compartía la mesa con María José Álvarez, presidenta de Eulen y María Eugenia Girón, profesora del instituo empresa.

Por último, Rosa Montero ha subido al estrado a dar la última puntada del tejido de temas en boca de mujeres que se han escuchado durante toda la mañana. Maternidad, trabajado, mirada paternalista de la sociedad patriarcal, empleo, liberalización de las mujeres en el primer mundo en el que queda mucho en lo que trabajar pero no es comparable con el camino que le queda por recorrer a otras culturas. No son temas nuevos. Aunque nos hayan vuelto a dar tanto ejemplos de mujeres triunfadoras con gran valía, aún hay muchas brechas que salvar.