Deutsche Telekom perdió 24.600 millones en 2002, el peor dato de la historia empresarial alemana

RAMIRO VILLAPADIERNA
Actualizado:

BERLÍN. La operadora telefónica germana Deutsche Telekom presentó ayer pérdidas por valor de 24.600 millones de euros, la mayor cifra en números rojos de una empresa alemana, lo que produjo una caída de un 7% en su cotización en Fráncfort.

Deutsche Telekom, la mayor operadora europea, se incorporó ayer al restringido grupo mundial de compañías con más de 20.000 millones en pérdidas, tras los pasos de Vodafone, Vivendi y France Telekom. DT perdió 19.300 millones sólo en reducción de valor de activos comprados a precios inflados en los años previos del bombazo de las telecomunicaciones.

«Somos conscientes del tamaño de esta cifra», dijo ayer en la feria de Hannover el presidente, Kai Uwe Ricke. «Los resultados reflejan la grave situación en que se ha encontrado la compañía el pasado año. No intento suavizarlo pero sabemos lo que tenemos que hacer y que saldremos adelante».

La única nota positiva es que pese a las anticipadas pérdidas, DT superó positivamente las previsiones del cuarto trimestre, en beneficios, ingresos y reducción de deuda. Así, aunque las acciones se precipitaron hasta 9,42 euros, los bonos de DT subieron ligeramente.

Asimismo Ricke aseguró que el grado de endeudamiento no requeriría pedir dinero a los accionistas. A finales del año 2002 el endeudamiento neto del grupo alcanzó los 61.100 millones de euros, frente a los 64.000 millones de euros a finales de septiembre.

Cuentas malas, pero limpias

Representantes de los principales accionistas concedieron que las cuentas, por malas que sean, son limpias aunque los planes de recorte tampoco son demasiado ambiciosos.

El director financiero dijo que la compañía tiene cubierta su refinanciación hasta mediados de 2005 y espera reducir este año su deuda de 61.100 a 50.000 millones; para ello que necesitará un flujo de efectivo de 5.300 a 5.800 millones además de venta de activos por valor de 1.800 a 4.100 millones.