El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, durante su conferencia en el XVII Congreso de CEDE
El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, durante su conferencia en el XVII Congreso de CEDE - ABC

Álvarez-Pallete (Telefónica): «Hay que poner límites a la tecnología, es el momento de las personas»

Las empresas españolas asumen el reto de la transformación digital, pero ensalzan el capital humano e instan a no perder la ética

Palma de MallorcaActualizado:

El empresariado español asume el reto de la transformación tecnológica y las principales compañías del país trabajan ya de forma digital. Es la conclusión general del XVII Congreso de la Confederación Española de Directivos y Ejecutivos (CEDE), que se celebra en Palma de Mallorca y versa precisamente sobre la cuarta revolución industrial. No ser digital no es una opción, ha sido el mensaje más repetido. Ahora bien, algunos de los primeros ejecutivos del país han introducido el debate sobre la ética en ese nuevo ecosistema digital.

"Hay cosas que no pueden ser digitalizadas, como la empatía, la intuición y la inteligencia emocional", ha dicho el presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete. "Hay que poner límites a lo que la tecnología puede hacer, y esos límites son los de las personas, nuestros valores. Es el tiempo de las personas", ha defendido señalando que aquello que no pueda digitalizarse será aún más valioso y que frente a la tecnología, lo que aporta valor añadido son las personas. "La humanidad cambiará más en ls próximos 20 años que en los 300 anteriores. Esto conlleva incertidumbres y debates éticos que tenemos que afrontar como sociedad", ha añadido. "Piensen en la tecnología, pero no olviden que sobre todo somos personas", ha insistido en una jornada en la que también se ha abarcado los límites éticos en el uso de la tecnología.

Carmen Artigas, fundadora y consejera delegada de Synergic Partner, ha recordado cómo la revolución digital, y en especial las redes sociales, han cambiado los conceptos de privacidad e intimidad y cómo los algoritmos influyen en nuestras decisiones. "La tecnología ya no es un instrumento, es nuestro entorno", ha dicho Francesc Torralba, director de la Catedra Ethos de la Universidad Ramon Llull, aconsejando que las personas deben adaptarse a él actuando con responsabilidad y sentido común.

"La tecnología es importante, pero por encima de ella está el modelo de negocio", ha relativizado el consejero delegado de Suez Advanced Solutions, Juan Antonio Guijarro. En esa línea, la primera ejecutiva de Siemens España, Rosa García, y la consejera delegada de Riu Hotels & Resorts, Carmen Riu, han defendido que la digitalización es un medio, pero lo que está en el centro de todo negocio es el cliente. Ismael Clemente, consejero delegado de Merlin Properties, ha añadido que los principales usos de la tecnología son ahora mismo automatizar procesos y conocer mejor al usuario o cliente. "Pero aún no hemos visto ni el 1% de la capacidad de análisis de datos", ha dicho. En Europa, ha apuntado García, la tecnología se está usando más para ser eficiente que para crear nuevos modelos de negocio.

Álvarez-Pallete también se ha referido a la explosión de los datos y ha llegado a decir que el volumen actual de tráfico de datos se va a multiplicar por once. "La conectividad no va a ser u problema", ha dicho, asegurando que todas las industrias y la sociedad caminan hacia la hiperconectividad y poniendo en valor la gran infraestructura desplegada por las telecos, incluida Telefónica, desde la red de fibra óptica –España cuenta con la mayor de Europa– hasta las redes móviles 4G y 5G, recordando la importancia que estas tienen para que la tecnología funcione.

El presidente de Seat, Luca de Meo, ha aprovechado su intervención en este congreso empresarial para solicitar un esfuerzo de inversión en I+D. "La clave para afrontar con éxito la transformación digital es la innovación, pero el peso relativo de la I+D en España ha decrecido y los líderes mundiales están muy por encima", ha avisado, lamentando que no se esté haciendo lo suficiente en esto. "Ha llegado el momento de colocar a España un peldaño por encima en la cadena de valor", ha reiterado. El empresario ha alentando además a sus colegas a ser más ágiles y flexibles, a pensar como una startup, alertando de que en el nuevo ecosistema empresarial el pez grande ya no se come al pequeño, sino el rápido al lento.

La digitalización está teniendo además impacto en el mercado labora. "Hay un desajuste de talento", ha dicho el director para la zona mediterránea de Manpower, Raúl Grijalba, quien ha avisado de que mientras hay personas con las capacidades necesarias para adaptarse a ese nuevo entorno y que pueden elegir trabajo, "otras no tienen esas habilidades y además no consiguen entrar en el mercado". Este directivo ha asegurado incluso que muchas ofertas de empleo están quedando vacantes por una falta de formación.