Abrisud, un baño de soluciones

Cubren piscinas para camping, hoteles y particulares con equipamientos tecnológicos a medida, con diseño exquisito y materiales innovadores y eficientes.

MADRIDActualizado:

La cubierta de las piscinas es una solución cada vez más frecuente entre los propietarios de este tipo de equipamientos porque supone un ahorro tanto energético como en costes de mantenimiento y limpieza además de reforzar la seguridad infantil. Abrisud es la empresa líder en Europa en este sector, con más de 85.000 cubiertas instaladas en las dos últimas décadas. En España comenzaron a vender sus soluciones en el año 2000 y tienen presencia industrial desde 2005 en Barcelona. «Somos los únicos en el mundo con una gama de productos tan diversificada», afirma a ABC Fabrice Villa, director de Abrisud Ibérica. Recuerda que la firma empezó imponiendo una nueva necesidad a través de una invención, la de cubrir una piscina con un sistema sencillo, «con una bóveda para aumentar la temperatura del agua. Marcó el comienzo de una aventura. A medida que pasaba el tiempo los clientes pedían más sofisticación», añade. De la funcionalidad y sencillo manejo que el cliente solicitaba en los años 90 la demanda ha evolucionado a realizar equipamientos tecnológicos a medida, con diseño exquisito y materiales innovadores y eficientes.

En lo que se refiere al mercado español, después de un periodo de estancamiento, «en los últimos dos años el sector ha crecido y nos permite crear expectativas de crecimiento moderado», explica Fabrice Villa. Trabajan tanto para particulares como para comunidades como es el caso de hoteles y campings. «En el ámbito de las grandes dimensiones es un sector que está en auge. Es muy conocido en Francia, por ejemplo, y no tanto en España», afirma el responsable. Ya han instalado cubiertas de madera en varios hoteles de Canarias y una cubierta grande en el camping catalán de Montblanc. Entre diseño, fabricación e instalación trabajan más de 300 personas en España. «Nos dirigimos al cliente final y colaboramos con el sector de la piscina», añade.

Abrisud, propiedad del fondo de inversión Actomezz Rothschild, se caracteriza por la apuesta en la innovación tanto en el diseño como en las funcionalidades, formas, diseños, colores, piezas... La marca cuenta con 40 patentes exclusivas y 120 invenciones. Algunos de los hitos estéticos más destacados del grupo han sido la introducción del modelo Cristal, un diseño de cubierta baja, que permitía disfrutar la transparencia del agua. También el desarrollo de la primera cubierta extraplana, en el año 2006, y la automatización de las cubiertas.

El ámbito de negocio de Abrisud es esencialmente europeo. En la Península Ibérica facturó 6,5 millones el año pasado «y esperamos llegar a los 6,8 millones este año y a los 7,2 en el 2019», matiza Fabrice Villa. España es el tercer parque de piscinas a nivel mundial, tras Estados Unidos y Francia, y cuenta con más de 1.100.000 vasos. El sector está muy atomizado, con más de 2.500 empresas que emplean a 64.000 personas, y un volumen de negocio en el último ejercicio de 1.140 millones de euros.