En cuatro de cada diez ocasiones, los comercios no dan información sobre costes adicionales inevitables
En cuatro de cada diez ocasiones, los comercios no dan información sobre costes adicionales inevitables - ADOBESTOCK

El 60% de los comercios online europeos proporcionan precios erróneos y ofertas falsas

En el 38% de los casos, el precio final que pagó el usuario era más alto que el anunciado inicialmente, según un estudio de la Comisión Europea

BRUSELAS Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El 60% de los comercios en línea no proporciona información clara a los compradores, en particular sobre los precios y ofertas especiales, según un análisis de la Comisión Europea (CE) y las autoridades de consumo de la Unión Europea publicado este viernes Estos resultados se desprenden del examen de 560 comercios en internet de ropa, productos del hogar, belleza, electrónica, aparatos digitales, billetes para eventos o servicios de viajes, entre otros, que ha revelado que la mayor parte no respeta las normas europeas de protección del consumidor.

En el 38% de los casos, el precio final que pagó el usuario era más alto que el anunciado inicialmente. En cuatro de cada diez ocasiones se debió a que los comercios no dan información sobre costes adicionales inevitables, por ejemplo, de envío, por la reserva o el método de pago, algo que según las normas europeas debe dejarse claro. Asimismo, en el 31% de los comercios que tenía descuentos, las autoridades de consumo creen que las ofertas no eran auténticas o que el método para calcular el precio no estaba claro.

"Con frecuencia, se lleva a los consumidores a la confusión y a (pagar) precios más altos de lo que tenían pensado", dijo en un comunicado la comisaria europea de Justicia, Consumidores e Igualdad de Género, Vera Jourová.

Además, en cerca del 30% de las páginas se encontraron irregularidades a la hora de informar al consumidor sobre el derecho de desistimiento, que permite devolver el producto si no está satisfecho, y sobre las condiciones del mismo.

Y el 60% de comercios no cumplía con la obligación de incluir un vínculo hacía la plataforma de Resolución de Disputas en línea de la Unión Europea, que permite resolver los conflictos sin tener que acudir a los tribunales.

Las autoridades nacionales de protección del consumidor se encargarán ahora de conseguir que los comercios donde se han detectado irregularidades respeten la legislación.

Las reglas de la UE en materia de consumo obligan a quienes venden a través de internet a proporcionar una serie de datos esenciales antes de efectuar la compra, que incluye las características del producto, el precio con todas las tasas y gastos de envío incluidos y el derecho a desistir o cancelar la compra.

Cada año, la Comisión coordina el análisis de páginas web por parte de las autoridades nacionales, que en este caso se llevó a cabo en noviembre de 2018 en 24 países de la UE, así como en Noruega e Islandia.