efe

¿Cuánto cobra un árbitro de Primera División?

La Liga española es la segunda que mejor remunera a los colegiados

Actualizado:

Son la ley en el campo de juego, los intérpretes del reglamento. Tienen que lidiar con estrellas mediáticas que multiplican su salario, pero también lo hacen con otros jugadores a los que no tienen nada que envidiar en cuanto a remuneración.

Acostumbrados a ser el blanco de las críticas de todos, los colegiados de Primera División tienen un salario que pretende cubrir con creces el precio que tienen que pagar en concepto del desprestigio de su imagen por su delicada tarea.

Cada árbitro español de la máxima competición gana en torno a 18.000 euros brutos mensuales. En total el salario global puede alcanzar unos 200.000 euros, si se tiene en cuenta el salario fijo, el pago por cada partido, las dietas y otros complementos.

El desglose es más o menos el siguiente. Cada árbitro percibe 10.000 euros brutos fijos al mes, a lo que habría que añadir 3.438 euros brutos por partido dirigido. Suelen ser dos partidos al mes, a lo que habría que añadir 6.000 euros por partido para los que arbitran competición europea.

El árbitro tiene la obligación de pasar la noche en la ciudad en la que va a dirigir el partido, aunque para ello reciben una dieta de unos 50 euros por día.

En el caso de los asistentes su remuneración desciende a 1.440 euros. En la Liga Adelante de 1.512 euros por partido para los colegiados y 682 euros para los asistentes.

Solo hay una Liga que supere los salarios de nuestra Liga: la Premier League. La competición de Inglaterra y Gales abona a los árbitros 24.000 euros al mes. Esa competición es la única en la que los colegiados son profesionales, es decir, que se dedican en exclusiva al arbitraje. En el resto de competiciones y también en España pueden compatibilizarlo con otros oficios.