Dimas Gimeno, heredero natural al frente de la compañía - efe
Director General de El Corte Inglés

Dimas Gimeno, asegurada la sucesión familiar

Fue nombrado en agosto del año pasado número dos de la empresa, un cargo que no existía. A Isidoro Álvarez no le gustaba improvisar

Actualizado:

No hay decisión oficial sobre la sucesión de Isidoro Álvarez al frente de El Corte Inglés, pero tampoco son necesarias las prisas, ya que la empresa no cotiza en Bolsa. Pese a eso el sobrino de Álvarez, Dimas Gimeno Álvarez, tiene las máximas probabilidades para tomar el testigo de su tío al frente de la primera empresa de grandes almacenes de Europa.

Los que conocen a Dimas Gimeno aseguran que practica la misma discreción que es «marca de la casa» de su tío y su tío abuelo, aunque adaptada a los nuevos tiempos. Ha absorbido la cultura de la casa en todos los años que lleva en la empresa, aunque, lógicamente, los tiempos en que le puede tocar pilotarla no son los mismos que los de sus antecesores.

Dimas Gimeno Álvarez fue nombrado consejero director general por la junta general de accionistas el 25 de agosto de 2013 con el objetivo de contribuir a la renovación en el equipo de gestión de la empresa. Nacido en Madrid en 1975, Dimas Gimeno es licenciado en Derecho por la Universidad San Pablo CEU y tiene un máster en Derecho Privado por esa misma universidad y un MBA por la escuela de negocios IESE.

Empezó como vendedor

Como parte de su formación, inició su carrera profesional como vendedor en El Corte Inglés, trabajo que compatibilizó con sus estudios universitarios, al igual que su tío, toda una premonición, sin duda.

En el año 2000 se incorporó a los servicios centrales de El Corte Inglés en Madrid, donde trabajó en distintas áreas y adquirió conocimientos del funcionamiento general del grupo, en lo que representa una trayectoria parecida a la que tuvo su tío en la empresa.

En 2001 se trasladó a Portugal para colaborar en la puesta en marcha de la filial de la empresa en ese país y del primer centro de El Corte Inglés en Lisboa, y durante los cinco años siguientes participó en el desarrollo de nuevos centros.

En 2008, Dimas Gimeno regresó a los servicios centrales de la empresa en MadridEn 2006 se inauguró el centro de El Corte Inglés en Oporto, de cuya dirección se encargó. Dos años después, en 2008, Dimas Gimeno regresó a los servicios centrales de la empresa en Madrid, y posteriormente se incorporó a la dirección de ventas. En 2009 fue nombrado miembro del Patronato de la Fundación Ramón Areces, y en 2010 consejero de El Corte Inglés, cargo que desempeñó hasta su designación como consejero director general de la empresa, hace ahora poco más de un año.

La realidad es que muchas de las iniciativas que ha puesto en marcha El Corte Inglés en los últimos años tienen la impronta de Dimas Gimeno, como el impulso de la venta online o la exitosa campaña de rebaja de precios.

Precisamente, ahora se puede ver en la calle una de las campañas de publicidad que ha contribuido a poner en marcha, la de «estrena lo nuevo», un reclamo para que una vez acabadas las rebajas y la temporada de verano los ciudadanos sigan yendo a El Corte Inglés.

Pero, sin duda, uno de los asuntos en los que tendrá que centrarse Dimas Gimeno a partir de ahora, una vez que el consejo confirme que se hará cargo de la empresa, es la internacionalización de la compañía.

Una de las decisiones que se habían tomado en la última junta de accionistas, el pasado 31 de agosto, es que la empresa tenía que volver a salir fuera si quería crecer, más allá de las dos tiendas que tiene en Portugal. Ni que decir tiene que la experiencia de Dimas Gimeno en el país luso será de gran valor. La idea, en todo caso, no sería exportar el formato de los grandes almacenes como tal, ya que es muy complejo, sino alguno de los otros formatos con que cuenta la empresa.

Al margen de la estrategia para seguir creciendo, uno de los primeros retos con que tendrá que lidiar Dimas Gimeno serán las cuentas de la empresa, pues mantiene aún una deuda de 4.736 millones de euros, un 16,7% inferior a la de 2012, pero considerable todavía. Sin duda, la enorme lista de inmuebles en propiedad con que cuenta la empresa es la mejor garantía de su futuro financiero. El grupo cuenta con inmuebles valorados en 18.000 millones de euros, según algunos analistas.