nieto

Los países más endeudados del mundo

Japón, Zimbaue y Líbano, entre los que más deben. En Europa los que más inflan la media comunitaria son Grecia (174,1%), Italia (135,6%) y Portugal (132,9%)

Actualizado:

Hace dos semanas se conoció que la deuda del conjunto de las administraciones públicas españolas se elevó por primera vez por encima del billón de euros, lo que corresponde al 98,4% del PIB, según los datos del Banco de España. El hito de superar esa barrera psicológica encendió las alarmas y llevó a las tertulias el debate sobre si no se nos está yendo la mano con el endeudamiento, si no va a ser contraproducente para la recuperación. Y es que la deuda pública española se ha triplicado desde el inicio de la crisis económica... Pero, ¿qué nivel manejan el resto de países de nuestro entorno?, ¿cuáles son los más endeudados del mundo?

La media de la deuda pública de la Eurozona en los tres primeros meses de este año se situó en el 93,9% del PIB, frente al 92,97% que registró en el último trimestre de 2013, según Eurostat, como se observa una cifra por debajo del dato español mencionado anteriormente. Entre los países que más inflan la media comunitaria están Grecia (174,1%), Italia (135,6%) y Portugal (132,9%), mientras que las más bajas se registran en Estonia (10%), Bulgaria (20,3%) y Luxemburgo (22,8%).

Fuera de nuestro entorno próximo, los países que más deuda tienen en relación a su PIB son Japón, que es el que más tiene del mundo desarrollado y por amplio margen, con más del doble de su PIB nominal a deber (229%). Por detrás está Zimbaue, también endeudados por encima del doble de su Producto Interior Bruto. Después viene Grecia, como líder destacado en Europa como ya se ha visto, seguido de Italia, Islandia, Portugal, Irlanda, Jamaica, Líbano y Chipre, según los datos a cierre de 2013 del «World Factbook» de la CIA.

Japón: mucha deuda y pocas dudas de pago

En la relación entre el porcentaje de deuda pública y la prima de riesgo no hay una regla escrita, no hay correlación directa entre el elevado endeudamiento de un país y su riesgo-país, como se verá en varios ejemplos.

La prima de riesgo mide el sobreprecio que el mercado exige por comprar los bonos a 10 años de un determinado país frente a los alemanes, considerados la referencia. No parece descabellado suponer que si un país debe más del doble de los bienes y servicios que puede producir durante un año (el PIB), los acreedores tuvieran dudas de que pudiera afrontar los pagos y esto se tradujera en una prima de riesgo más alta... pero no siempre es así.

Japón, siendo el país con la deuda más alta del mundo, tiene una prima de riesgo en números negativos (-41 en el momento de escribirse este artículo). Sin embargo, Grecia, que tiene elevado nivel de endeudamiento, sí que tuvo (llegó a estar encima de los 3.000 puntos básicos) y tiene una prima de riesgo alta. O Italia, que también fue y es otro de los protagonistas de la crisis de la deuda. Y es que, a diferencia de estos dos últimos países mencionados durante la crisis, la sostenibilidad del sistema japonés no se ve amenazada por unos intereses estratosféricos en el pago de su financiación y no se duda de que cumplan con su compromiso.

A mediados de agosto, los intereses que se le exigen al bono alemán a diez años bajaron por primera vez en la historia por debajo del 1%, debido a su rol como valor refugio. La germana ha sido la última en entrar en este club de lo que pagan menos del 1%, en el que sólo hay dos países más: Suiza y Japón, que tiene un tipo del 0,5%. Por comparar su nivel de endeudamiento (con los mismos datos del «World Factbook» de la CIA), y siendo las que menos pagan del mundo por hacerlo, se verán diferentes estrategias de abordar su política económica: Alemania (79,9%), Suiza (33,8%) y Japón (229%).