Fernández de Kirchner, de nuevo investigada por el acuerdo entre YPF y Chevron
Un globo de la petrolera YPF frente al Congreso de Argentina - abc.es

Fernández de Kirchner, de nuevo investigada por el acuerdo entre YPF y Chevron

La Cámara Federal Argentina estudia si la norma que avaló el acuerdo se sancionó con «la clara intención» de beneficiar a la petrolera estadounidense

Actualizado:

La losa de YPF pesa de nuevo sobre la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, que de nuevo se tiene que enfrentar a una denuncia por el proceso que llevó al acuerdo entre la petrolera argentina y la americana Chevron.

Ahora es la Cámara Federal de Argentina la que ordena una investigación, para determinar si la presidenta del país es responsable de posibles irregularidades por el decreto que avaló el acuerdo entre las empresas YPF y Chevron en relación a la explotación del yacimiento Vaca Muerta.

Según la denuncia ahora investigada, la norma que avaló el acuerdo entre ambas petroletras se podría haber sancionado «con la clara intención de beneficiar a la petrolera estadounidense». La Cámara Federal investiga ahora si existe al menos una «hipótesis penal susceptible de ser investigada, con independencia de cuál sea su resultado», añade la denuncia.

De esta forma, la Sala II de la Cámara anula el dictamen fiscal por el cual se había desestimado la denuncia contra la presidenta Kirchner por los delitos de abuso de autoridad, incumplimiento de deberes de funcionario público y daño ambiental en grado de tentativa.

La denuncia contra Fernández de Kirchner fue presentada en primera instancia por el diputado del Movimiento Socialista de los Trabajadores (MST), Alejandro Bodart, y el abogado ambientalista, Enrique Viale.

El acuerdo entre YPF y Chevron prevé una curva de producción entre 50.000 y 75.000 barriles, y a partir de los 5 años, Chevron tiene la posibilidad de exportar un 20 por ciento del crudo, mientras que YPF usará el crudo liviano para cargar sus refinerías y aumentar la producción local.