Wimbledon

El Nadal-Djokovic se decide el sábado

La norma de no poder jugar más tenis a partir de las 23.00 hora local, aplaza el encuentro con dos sets a uno para el serbio

Actualizado:

Las normas amenazan con engullir a Wimbledon. Porque una cosa es la regla y otra, el tenis. Programado el Kevin Anderson-John Isner en el primer turno, se hizo evidente enseguida que toda la jornada se alargaría hasta el infinito. Anderson ganó su encuentro tras una batalla de seis horas y 36 minutos, con 50 juegos disputados en un quinto set que duró 175 minutos. Así, la segunda semifinal, la que protagonizaban Novak Djokovic y Rafael Nadal, se fue retrasando hasta la duda de si se podría terminar.

El español y el serbio salieron a la pista a las 20.00 horas (las 21.00 horas en España), después de matar el tiempo como pudieron, como jugando a las canicas mientras terminaba el partido anterior. Con techo cerrado y luz artificial comenzó el espectáculo. Una lección de tenis entre ambos que, sin embargo, hubo que aplazar al día siguiente.

La norma de no poder jugar más allá de las 23.00 horas, por normativa legal y para respetar el descanso de los vecinos de la zona, obligó a parar el encuentro cuando el serbio lideraba el encuentro por dos sets a uno tras ganar el tercero en el tie break (11-9).

En previsión, se reanuda el sábado por la mañana, antes de la final femenina que se disputa a las 14.00 horas. Las finales siempre a esa hora. Con puntualidad británica.