atletismo | dopaje

«Otros hacen milagros, yo tardaré dos años en recuperarme»

Manuel Martínez, capitán de la selección española, de 36 años, declaró, en relación con la Operación Galgo, que "el atletismo español tiene que seguir adelante porque muchos atletas llevan años trabajando y el deporte no debe pararse"

EFE
VALENCIA Actualizado:

Manuel Martínez, dieciséis veces campeón de España de peso en pista cubierta, no garantiza, siquiera, que pueda subir este sábado al podio en los Nacionales de Valencia porque, asegura, "mientras otros hacen milagros" él tardará "un año o dos en recuperar la forma después de dos lesiones tan graves". El capitán de la selección española, de 36 años, declaró, en relación con la Operación Galgo, que "el atletismo español tiene que seguir adelante porque muchos atletas llevan años trabajando y el deporte no debe pararse".

"Es evidente que el atletismo en sí mismo no va a generar tantas expectativas después del caso. Va a seguir pero con su idiosincrasia. Que se hable de dopaje y el tema acapare portadas es algo incluso positivo para el deporte. Que quien se dope sepa que se arriesga a sufrir el descrédito", aseguró el lanzador leonés. Martínez no se siente "descontento ni hastiado" por el goteo de filtraciones del sumario de la Operación Galgo y está convencido de que "todo volverá a su cauce". Con respecto al campeonato de España de peso, señala como claro favorito al malagueño Borja Vivas, campeón los dos últimos años. "En buena lógica debe ganar de largo. El atletismo son matemáticas. Yo en un día bueno puedo lanzar 19 metros, pero Borja, en un día normal, pasará claramente de los 19".

"No tengo sensación de técnica perfecta. He tenido una bronquitis que no me ha dejado entrenar bien desde Navidades, me he infiltrado en el codo derecho, he tenido una bursitis en el codo izquierdo... Ha sido un invierno bastante malo. Puedo competir por ser subcampeón pero no puedo garantizar ni siquiera el podio, porque a Germán Millán y a Daniel Anglés los veo muy bien", advirtió. Martínez es consciente de que le quedan ya "pocos campeonatos" y de que carece de opciones de entrar en la selección para los Europeos de París. "Iré allí, pero como miembro de la Comisión de Atletas de la Asociación Europea. Lo demás es soñar". "Mi idea", indicó, "es terminar en los Juegos de Londres (2012) y allí pelear por estar en la final, pero me tiene que dejar el cuerpo. Son veinte años de alto rendimiento y el cuerpo tiene sus límites".