Temas

Olimpiadas de México 1968

Olimpiadas de México 1968 imágenes y vídeos

morgan freeman en alegato a la libertad

morgan freeman en alegato a la libertad

Invictus es la última película de Clint Eastwood. Morgan Freeman encarna al presidente de Suráfrica Nelson Mandela, en pleno proceso del apertheid. El rugby sirve como pretexto para unir a blancos y negros en un país profundamente dividido.

expulsados de cancun denuncian desinformacion

expulsados de cancun denuncian desinformacion

Laura y Enrique se sienten "apestados" porque deben esperar para volver al trabajo y ni el Insalud, ni Sanidad les hace ninguna prueba que demuestre que no están contagiados. Fueron expulsados de Cancún junto a otros 200 turistas españoles.

expulsados de cancun se sienten apestados

expulsados de cancun se sienten apestados

Laura y Enrique tuvieron que salir atropelladamente de México, junto a otros 200 españoles, por miedo a contraer el virus de la nueva gripe. Aunque denuncian que lo hicieron sin ninguna seguridad.

Entrega de credenciales en el Congreso

Entrega de credenciales en el Congreso

Numerosos diputados nacionales de la Comunidad acudieron ayer al Congreso para recoger sus credenciales en la Cámara Baja, ya que ayer era el último día para ello. En el caso de los populares

MOMENTOS

ALBERTO GONZÁLEZ LAPUENTE Sin un gesto accesorio, ajenos al adorno, lo decorativo y lo intrascendente. El clavecinista Gustav Leonhardt y el director John Eliot Gardiner viven la dorada existencia de una madurez serena. Ambos han venido a la semana de Música Religiosa de Cuenca. El mismo día. Leonhardt por la mañana. En la iglesia románica de Arcas. Salvando el frío de la piedra con mitones. Resolviendo su programa con el aparente hieratismo de su recta y cuasi pontifical figura. Haciendo caso omiso de la inevitable y progresiva desafinación del clave. Poniendo música al denso y cortante silencio de un público que parecía no respirar. Con la complicidad de una acústica diáfana y colaboradora. Leonhardt ha actuado y lo ha hecho en estado de gracia. La música en vivo es la respuesta a una posibilidad con espacio para la esperanza. El maestro la ha convertido en realidad. Gardiner se ha refugiado en el más cálido teatro-auditorio de Cuenca. En la tarde-noche. Ante circunstancias materiales más cómodas. Rodeado por los suyos. Al lado de una orquesta y un coro que ha moldeado tras años de trabajo en común. Que hoy se unen gracias a tradición interpretativa que el maestro británico ha creado sobre criterios rigurosos. Perfilada sobre la idealización del original. Por eso su «Misa en si menor» es la refinada sonoridad de un modelo imaginado. Por su diafanidad sonora. Por sus dinámicas capaces de encogerse sin ruptura hasta lo mínimo. Por la precisa superposición de las voces sobre los instrumentistas, como si de un timbre añadido se tratase. Envolviendo en el todo la normalidad vocal de unos solistas que surgen del coro y apenas destacan por su singularidad. Y Gardiner moldea todo ello sin apenas inmutarse. Estirando la música. Cuidando las proporciones. Convirtiendo en contemplativo un texto que es liturgia y ceremonia. Ambos maestros han confirmado el valor del conocimiento y la experiencia, de la reflexión. Cada uno a su manera. Leonhardt desde la sobriedad de su estilo, desde el ascetismo de lo riguroso. Gardiner mediante la interiorización de lo formalmente grandioso. Los dos han coincidido en el tiempo. Ambos lo han convertido en un instante./ Comentar