EFE  Emery sigue dirigiendo los entrenamientos de pretemporada
EFE Emery sigue dirigiendo los entrenamientos de pretemporada

Villalonga confirma a Emery pero espera contestación de Aragonés

XAVI MORETVALENCIA. Primer día de pretemporada y primer lío en el Valencia. Apenas dos meses después de ser nombrado secretario técnico del Valencia, Juan Sánchez se plantea presentar la dimisión ante

XAVI MORET. VALENCIA.
Actualizado:

Primer día de pretemporada y primer lío en el Valencia. Apenas dos meses después de ser nombrado secretario técnico del Valencia, Juan Sánchez se plantea presentar la dimisión ante la incorporación del trotamundos Xabier Azkargorta como nuevo director deportivo del Valencia, mientras que Juan Villalonga, nuevo gestor del club, espera la respuesta de Luis Aragonés para sentarse en el banquillo esta misma temporada, lo que provocaría la salida de Unai Emery.

La llegada de Azkargorta como máximo responsable de la planificación deportiva, función que hasta el momento desempeñaba Sánchez, ha minado la moral del ex futbolista, quien lleva varios días de uñas, sobre todo desde la llegada de Villalonga. Sánchez se ha sentido ninguneado por el empresario, que la semana pasada inició una ronda de contactos con todos los estamentos del club, incluido Emery, pero no encontró un hueco para reunirse con Sánchez.

Ayer, poco después de que el club hiciera oficial la llegada de Azkargorta en su página web, Sánchez se presentó en las oficinas del club con la intención de dimitir a menos que le dieran explicaciones sobre la nueva situación creada en el club. Tras media hora de reunión con el propio Azkargorta, Sánchez, visiblemente contrariado, confesó que en los próximos días decidirá si continúa. «No lo sé. La verdad es que la situación no es para estar contento. No me esperaba esto para nada», espetó.

Azkargorta confirma a Emery

Antes de ofrecerle a Sánchez trabajar «codo con codo», Azkargorta se reunió también con Emery para exponerle su plan de trabajo y ratificarle como técnico del equipo sin haber dirigido todavía ni un solo entrenamiento. Emery, por su parte, le preguntó a Azkargorta por el presunto interés de Villalonga en contar con Luis Aragonés como técnico «ché».

Como no podía ser de otro modo, tanto Azkargorta como Villalonga manifestaron su confianza en Emery, pero no le reconocieron que sí han tanteado a Aragonés, que ya trabaja con el Fenerbahçe turco. Podrían haberle planteado, incluso, un contrato por dos temporadas con un salario más ajustado del que percibiría en el club turco, ofrecimiento al que Aragonés responderá en las próximas horas. El técnico campeón de la Eurocopa parece encajar mejor que Emery en los planes que pergeña Villalonga para expandir comercialmente la imagen del club.