Dos víctimas juventinas en ayuda de Del Bosque

E. ORTEGO
Actualizado:

MADRID. Deportivo y Barcelona sucumbieron ante el Juventus. Sus técnicos, Irureta y Antic, tienen suficiente conocimiento de causa como para desmenuzar tácticamente a su verdugo. Ambos destacan su poderío defensivo, pero coinciden en que jugándole por bajo y en velocidad, el Real Madrid puede hacerle mucho daño.

Javier Irureta está convencido de que el Madrid es favorito. «Debe ganar, al menos en casa. Tiene más juego que el Juventus. Pero no se debe fiar, hacerle un gol le va a costar más de lo normal. Tienen un gran portero y un gran sistema defensivo. No ya los cuatro defensas, sino la otra línea que se monta por delante. Tudor y Conte serán dos defensas más y Nedved, si tiene que fajarse, se faja... Hasta Del Piero echa una mano. Donde el Madrid puede crear problemas es en la banda derecha. Figo debe aprovecharse de que Zambrotta no es defensor... y sobre todo hay que buscar la velocidad de Ronaldo. Es más rápido que cualquiera de los centrales que pueda poner Lippi. Esos balones que meten Zidane o Guti pueden ser vitales, porque por bajo y por velocidad son vulnerables. Con Trezeguet ganan muchísimo en el juego por alto. A nosotros nos hizo el segundo gol en Delle Alpi. El Madrid deberá tener mucho cuidado en las faltas y los córners. Del Piero y Nedved las sacan muy golpeadas, suben los centrales... Tudor, que a nosotros nos hizo el tercero, el que nos eliminó... Ahí son temibles».

Radomir Antic tiene más reciente el fútbol del Juventus. «Para mí su principal virtud es que demuestra en todo momento por qué es líder en Italia. Controla las emociones, no tiene altos ni bajos, juega al límite del reglamento. Su fútbol se basa en su sistema defensivo, pero te puede hacer mucho daño sin dominarte. Al revés, se deja dominar para atacarte con sus armas. En ataque orienta su juego hacia la izquierda con Del Piero, Nedved, Zambrotta... diestros que salen bien hacia dentro. Es mortal perder balones en el medio campo. Te montan la contra en dos toques, como a nosotros en el gol que nos eliminó. Es un equipo que sin hacer un fútbol ofensivo siempre marca. ¿Cómo, dónde, por qué? Es difícil explicarlo, pero es así. El Madrid deberá explotar sus virtudes en espacios reducidos, ahí Ronaldo puede ser decisivo. Me llamó la atención que en los córners defienden los diez jugadores».