El brasileño Djalminha «se cuelga» de Beckham en un partido de 2004 en Riazor - EFE
DEPORTIVO-REAL MADRID

La «folha seca» de Djalminha

El Real Madrid cortó con Benzemá una racha de 17 años sin ganar en el estadio del Deportivo de la Coruña

LUIS PRADOS ROA
MADRID Actualizado:

Real Madrid y Deportivo se han enfrentado en La Coruña 40 veces en la Liga, con 16 triunfos locales, 13 empates y 11 victorias madridistas, la última de ellas la temporada pasada (1-3 dos goles de Benzemá y uno de Granero) que cortó dos rachas: la de seis años seguidos de triunfos locales y la del segundo peor registro blanco a domicilio en toda su historia: 17 años sin ganar a un mismo equipo en el campeonato (el peor lo tiene el Madrid en el Camp Nou, 20 años sin ganar desde 1983).

Desde que el Dépor ascendió a Primera por última vez, los gallegos llevan veinte años en la máxima categoría, en la etapa más exitosa del club. Contando la derrota del reestreno ante el Real Madrid en 90-91 (0-3) con goles de Hierro, Michel y Butragueño y la del año pasado, en medio se encuentran los 17 años más catastróficos del Real Madrid en Riazor; sin victorias y con muchos goles en contra (39 en 17 años). Hubo un 4-0 en 92-93 (Claudio, dos, Manjarín y Fran), otro 4-0 en el 98-99 (Turu Flores dos, Fran nuevamente y Pauleta) y un 5-2 a la temporada siguiente.

En 2000-01 pudo romperse la racha: ganaban los blancos 0-2 al descanso (también pasó en 91-92 y remontaron 3-2 los locales) pero Djalminha marcó el 1-2 nada más reanudarse la segunda parte. El Madrid aguantaba hasta que, a falta de cinco minutos, Tristán consiguió el empate final. Irureta, entrenador local, dijo que debieron golear al Madrid. Del Bosque, en cambio hizo hincapié en la justicia del marcador. Hubo otro 2-2 trepidante tres temporadas antes ( Djalminha también marcó el 2-1, a los veinte minutos, de una "folha seca" lejana que Cañizares no habrá olvidado) y en el último minuto Savio mando un penalti a las nubes. En esa temporada Suker, Mijatovic y Roberto Carlos ya estaban en la lista de penaltis malogrados.

Di Stéfano, con seis, es el máximo goleador de los Dépor-Real Madrid. Cinco goles ha marcado Bebeto (hizo un hat-trick en el 3-0 de 95-96) y cuatro el Turu Flores, Gento, Pahiño (que como deportivista también marcó un gol) y Fran (los logró en cuatro partidos distintos). El único madridista que ha conseguido dos goles en los últimos 17 años ha sido Benzemá, los del año pasado, el primero de ellos tras un prodigioso taconazo de Guti cuando encaraba solo al portero.

2-4 venció el Madrid al comienzo de la 68-69. Es la victoria blanca con más goles, que no fue precisamente plácida: los gallegos se adelantaron 2-0 pero la segunda parte fue vibrante y se discutió al árbitro Pascual Tejerina en dos de los goles visitantes. Después de que José Luis hiciera el 2-0, Veloso acortó distancias y Gento empató antes del cuarto de hora final. En los últimos diez minutos Amancio "siempre sabio, ducho y malicioso", según el corresponsal de ABCmarcó los dos goles finales. Amancio Amaro jugó 344 partidos con 119 goles en 14 temporadas en el Real Madrid y fue fichado, procedente del Deportivo, con un interés especial puesto por don Santiago. El 2-4 ha quedado como la victoria blanca al Dépor con más goles. Pero aquel partido es símbolo de que Riazor no es un campo fácil para el Real Madrid.