Laporta ataca a la directiva de Rosell: «Quisieron echar a Puyol, Xavi y Valdés porque eran perdedores»
Joan Laporta - EFE
barcelona

Laporta ataca a la directiva de Rosell: «Quisieron echar a Puyol, Xavi y Valdés porque eran perdedores»

El expresidente azulgrana asegura que la actual directiva pretende acabar con el «modelo Cruyff» y La Masía

BARCELONA Actualizado:

El expresidente del Barcelona, Joan Laporta, ha asegurado que la directiva de Sandro Rosell quería desprenderse "en su momento" de jugadores importantes del club como Carles Puyol, Xavi Hernández y Víctor Valdés porque "eran de la casa y perdedores".

En unas declaraciones a 'Cataluña Radio', Laporta ha insistido en que la directiva de Rosell quiere acabar con el modelo Cruyff, La Masía, Cataluña y Unicef que su junta directiva construyó durante siete años.

"Estos señores -refiriéndose a la directiva de Rosell- pretendían en su momento echar a Rijkaard, Txiki (Beguiristain) y a jugadores como Puyol, Xavi, Gabri y a Víctor (Valdés) porque eran de casa y perdedores. Yo sé el modelo que persiguen, porque los conozco", ha dicho.

Laporta ha recordado que Cruyff, a quien le retiraron su condición de presidente de honor, "no es santo de devoción" de la directiva de Rosell, quien cuestiona el modelo de La Masía, no considera que "el Barça sea más que un club" y ha cambiado el modelo de Unicef por el de 'Qatar Foundation'.

"Tuvieron una oportunidad de oro para unir al barcelonismo y si no han tocado el modelo deportivo es porque sabían que no lo podían hacer. No podían porque lo dejamos todo muy solidificado con contrato hasta el 2016 y con un entrenador que consiguió la excelencia", ha comentado.

También se ha referido Laporta a una demanda de 20.000 euros con la que el club ha sido condenado por un requerimiento de una empresa de seguridad por el impago de una factura por trabajos y obras específicas realizadas en su domicilio en junio de 2010.

"Me he enterado por los medios de comunicación que la actual junta me ha escondido durante dos años que no han pagado una factura. Es el club el que me encarga las medidas y que me convence de encargarlas porque mi familia y yo estábamos amenazados de muerte", ha insistido Laporta.