Villarreal finaliza su trámite triunfal
Giuseppe Rossi celebra con sus compañeros un gol - AFP
Twente1902Villarreal
EUROPA LEAGUE

Villarreal finaliza su trámite triunfal

El conjunto de Garrido mantiene su paso ligero en Europa y tumba al Twente

Actualizado:

Nadie podrá decir que el camino en esta Liga de Europa ha sido fácil para el Villarreal. Sin hacer el mejor de sus partidos, todavía atontado en el primer acto por la tunda que recibió en Mestalla ante el Valencia, pasó el trámite de la vuelta de cuartos en Holanda (1-3). [Narración y estadísticas]

Con la tranquilidad del 5-1 que logró en la ida ante el Twente, ayer eliminó al equipo de Michel Preud'homme. Dejó fuera de la historia de esta competición al líder de la Eredivisie. Antes salvó los cuartos ante el Bayer Leverkusen, segundo de la Bundesliga; y en octavos al Nápoles, segundo del Calcio.

Menos rosas, ha habido de todo en el caminar del conjunto amarillo en esta competición. Ahora tendrá quitar de en medio de la senda a una roca en semifinales si quiere estar en la final de Dublín el próximo 18 de mayo. Le espera el Oporto, que se proclamó campeón de la liga portuguesa hace ya dos jornadas. Falcao, Hulk, Moutinho y compañía se convierten en la última resistencia hacia la final.

Tercera semifinal

Por lo pronto, el Villarreal afrontará la tercera semifinal europea de su historia. Cayó ante el Valencia en las semis de la Uefa 2004-2004 y ante el Arsenal en la eliminatoria de «Champions» de 2005-2006.

El cruce ante el Oporto llega después de un partido de vuelta en Eschende, en el que acabó saliendo triunfal. El Twente mostró su lado más contundente, rocoso, granítico, en el primer tiempo. El que le ha llevado a liderar su competición. Cogió mejor la medular con Brama, Janssen y Buysse por el medio, y las bandas con Bryan Ruiz y Bajrami.

Aprovecharon los de Preud'homme el golpe liguero amarillo y fueron mejores en una primera tiempo, en el que acabaron con un tanto de Bajrami. El gol llegó tras una jugada combinatoria, al más puro estilo del Villarreal. Sin embargo, tras la reanudación, el partido entró pronto en la idea con la que llegaban a Holanda los de Garrido. El penalti y expulsión de Tiendalli (m. 57) permitió a Rossi marcar su diana de rigor y mantener el pulso por el título de máximo anotador del torneo con Falcao. Marco Ruben y Cani culminaron la victoria.

Se conjuró en círculo, sobre el césped, el Twente segundos antes de comenzar el encuentro. No querían los de Preud'homme verse absolutamente desbordados por la máquina amarilla de Garrido. Así plantearon la primera mitad, y así funcionaron.

Se afanó el líder holandés en intentar la machada. Debían ganar 4-0 a los españoles para conseguirlo. Para empezar se hicieron con la posesión del balón, aunque les faltó claridad en la zona de tres cuartos. A la media hora, una jugada al más puro estilo Villarreal, sirvió al Twente para adelantarse. Ruiz, Janssen y Bajrami, finalizando, dibujaron una buena jugada que acabó con el 1-0. Poca incidencia tuvo el cuadro de Garrido en ataque, todavía grogui por el batacazo en Mestalla del domingo. Bajrami, a poco del descanso, tuvo la oportunidad de comenzar a soñar, pero no llegó a impactar el balón.

Se tuvo que quedar con las ganas el Twente. Ni siquiera pudieron competir en el segundo tiempo para meter, al menos, miedo a los españoles. Un penalti y expulsión de Tiendalli en los primeros minutos de la reanudación, permitió a Rossi empatar. Se acabó la historia definitivamente, si en algún momento hubo en este encuentro de vuelta de cuartos.

La relajación fue tal en la segunda mitad en el bando de Preud'homme que solo dejándose llevar el Villarreal redondeó el encuentro con dos goles. Primero Marco Ruben de penalti. La pena máxima la cometió Buysse sobre el debutante Hernán Pérez, que el día antes, mientras el equipo se desplazaba a Eschende, se enteró que su mujer había dado luz. Luego Cani remató la faena con un chut desde fuera del área.