Valverde, reflexivo, durante la rueda de prensa
Valverde, reflexivo, durante la rueda de prensa - EFE
Fútbol - Copa del Rey

La Copa ahora sí es prioritaria para Valverde

«Mañana es un partido definitivo, iremos con el mejor equipo para ganar», asegura el técnico, que aún confía en el VAR

Barcelona Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Ernesto Valverde ha decidido priorizar la Liga y la Champions esta temporada y lo ha demostrado con sus alineaciones en la Copa, plagadas de suplentes y sorpresas. Incluso en el partido de ida ante el Real Madrid decidió dejar a Leo Messi en el banquillo. No obstante, el hecho de que el Barcelona esté a 90 minutos de clasificarse para una final han hecho variar los planes del técnico extremeño, que ha dejado bien claro sus intenciones: «Mañana es un partido definitivo. Intentaremos ir con el mejor equipo para ganar». Además, aprovechó la conferencia de prensa para ratificar su confianza en el VAR a pesar de las últimas polémicas que rodean al Real Madrid. «En absoluto hay pánico al VAR. Estamos tranquilos. La polémica está ligada al fútbol y a otros deportes. Depende de las personas más que de los propios deportes. Intentaremos ganar y nos olvidamos de lo demás», aseguró antes de referirse al penalti a Casemiro: «No diré nada de la acción, salvo que espero que se recupere cuanto antes Doukouré, y no es ninguna ironía».

Valverde espera celebrar sus 100 partidos como azulgrana metiéndose en la final de la Copa. «Me encantaría celebrarlo con la clasificación de la Copa. No sabía esa cifra, pero es un partido señalado. Es una semifinal, un clásico y un partido importante. Será complicado, tenemos un marcador que no es el que nos gustaría de inicio, pero la eliminatoria está abierta y por decidir. Sabemos que es un gran rival. Esperamos pasar, como lo esperan ellos», explicó, aunque destacó la importancia y calidad del Madrid: «Tenemos que intentar ir a hacer daño al contrario. Intentamos ir a ganar el partido, y partimos de la base de que si no marcamos no tenemos posibilidades de pasar. Tenemos la obligación de marcar. No variaremos lo que hacemos habitualmente. Nos tenemos que proteger como en todos los partidos, y atacar al contrario».

Se siente confiado el entrenador azulgrana. La última victoria ante el Sevilla le hace ser optimista. «Llegamos bien al partido. Uno de los dos quedará en la Copa. Es un punto y seguido para uno y otro. Queremos pasar y estamos preparados. Ante un reto así tienes ese espíritu competitivo que te prepara para ese evento», puntualiza para, acto seguido, referirse a los buenos resultados que últimamente ha conseguido el Barça en el Santiago Bernabéu: «Los precedentes no sirven para saber lo que ocurrirá en el futuro. No sabes cuándo cambiarán las cosas. Los números sólo te indican cómo te han ido las cosas hasta este momento. No es tanto analizar los datos sino pensar cómo podemos ganar mañana. Y eso depende de muchas cosas». No obstante, su prudencia le hace desconfiar incluso de los precedentes: «No es una garantía de lo que va a ocurrir mañana. No me fijo en absoluto. Ellos estarán bien, fuertes, es un clásico y tiene una gran importancia. Repasar la estadística no sirve de mucho».

El desgaste de disputar dos clásicos en menos de una semana puede pasar factura y Valverde es consciente de ello. «No es normal jugar dos partidos de esta envergadura en una semana, pero puede suceder. Es difícil que se dé el mismo resultado en ambos. Nuestra intención es separarlos y centrarnos en el primero, el sábado nos pilla lejísimos. Los dos partido son importantes», señala antes de elogiar a Vinicius: "No me condiciona la alineación, pero es un jugador desequilibrante. Tiene desparpajo, velocidad... Si no juega él juega Asensio, Isco, Bale...».