El Betis se sitúa «de Primera» y hunde un poco más al Cádiz

Actualizado:

ABC

SEVILLA. El club verdiblanco prosigue en su escalada hacia la división de honor, ese objetivo que hace tres meses parecía imposible y hoy está instalado en la realidad de la clasificación. La llegada de Víctor Fernández ha transformado la idea futbolística del equipo. Ataca, quiere jugar bien y su proyecto es triunfar a base de fútbol. Lo ha conseguido.

El Real Betis Balompié infringió un severo y abultado correctivo (4-0) al Cádiz en un partido que tuvo luces -en el segundo tiempo- y muchas sombras -en el primero-, para acabar con un triunfo que inyectó más esperanza en la afición sevillana.

Comenzó jugando mal

Al principio regresaron las dudas. Solo aisladas pinceladas de calidad de Emaná y Caffa, autores de los dos primeros tantos, hicieron que el primer tiempo no fuera insufrible, con un once hispalense inmerso en un juego mediocre frente a un Cádiz todavía bien posicionado en la cancha, pero con nula capacidad rematadora.

Achille Emaná acabó con la preocupación de los aficionados béticos al abrir el marcador con un disparo potente y raso. Era el minuto 36. El gol cambió la situación. Caffa protagonizó el tanto del partido al anotar el 2-0 en un saque directo de córner cuatro minutos más tarde.

Con la serenidad que la ventaja significaba, los locales mejoraron sus prestaciones. Crearon cuatro ocasiones claras antes de la tercera diana, obra de Melli en un cabezazo que pilló adelantado a Casilla (m. 80). Al borde del final del encuentro, Sergio García remató la fiesta (4-0) en un lanzamiento por encima del meta cadista.

La goleada del Betis, sin hacer un gran partido, mantiene el bagaje favorable en sus confrontaciones con el Cádiz en su estadio, donde ha ganado diecinueve veces y ha empatado ocho.

El susto de la tarde se produjo a los 85 minutos, en un aparatoso y fortuito choque entre Carlos García y Ogbeche. Ambos sufrieron brechas en la cabeza que necesitaron vendajes para incorporarse al juego. Veintiocho mil espectadores presenciaron este nuevo golpe del Betis en su necesidad de regresar a Primera. Víctor ha controlado la ansiedad.

Betis (4-2-3-1): Goitia; Damiá, Melli, Carlos García, Nacho (Fernando Vega, m. 82); Mehmet Aurelio, Arzu; Caffa (Capi, m. 73), Emaná, Jonathán Pereira (Juanma, m. 67); Sergio García.

Cádiz (4-2-3-1): Casilla; Cristián, De la Cuesta, Fragoso, Cifú; Erice, Ormazábal; Enrique, Abraham (Caballero, m. 65), Nano González (Bogunovic, m. 46); Toedtli (Ogbeche, m.46).