Las azulgranas celebran un gol en la anterior eliminatoria ante el LSK Kvinner
Las azulgranas celebran un gol en la anterior eliminatoria ante el LSK Kvinner - EFE
Champions League femenina

El Barcelona quiere seguir soñando en Europa

Las azulgranas disputan la ida de semifinales del torneo (18:horas) ante el Bayern en Múnich

BarcelonaActualizado:

Con la Liga iberdrola en un puño y descabalgadas de la Copa por un Atlético de Madrid en semifinales, el Barcelona afronta esta tarde uno de sus retos más apasionantes: buscar una final de la Champions League por vez primera en su historia. El techo de las culés está en esta misma ronda hace dos temporadas, cuando fueron eliminadas por el todopoderoso PSG. En esta ocasión, todo pinta mejor gracias a un benévolo sorteo que les permitió eludir a las grandes favoritas y allanar el camino hacia la gran final. Tras eliminar al BIIK Kazygurt (4-3), al Glasgow City (8-0) y al LSK Kvinner (4-0), el Bayern de Múnich es el último escollo antes de alcanzar el último encuentro. Además, las azulgranas tendrán a favor el factor campo al poder disputar la vuelta, la próxima semana, en el Mini Estadi. «Plantearán un partido como los últimos, muy competido porque en su liga doméstica es así. Irán a ganar el partido, se harán fuertes en su campo y a partir de aquí, intentarán que no hagamos nuestro juego. Querrán encarar la eliminatoria», avisa Lluis Cortés.

El técnico del Barcelona afronta con prudencia el encuentro pesar de la buena dinámica de su equipo. «Los resultados del equipo y las sensaciones son muy buenas. Las jugadoras están cada vez más cerca de su mejor versión y eso hace que puedas jugar de manera más cómoda. Estamos preparados pero no confiados de que será un partido fácil», avisa el preparador, que añade: «No tenemos que sentir ansiedad. En un club que está acostumbrado a ganar cada semana y tenemos ese punto de nervios y presión porque en nuestra Liga se va a decidir el campeonato por poco. Tenemos que mirar el encuentro en el Wanda". Precisamente, Cortés, aprovechó la acumulación de partidos y calendario para mandar un recadito a la Liga: «Yo preferiría tener una semana limpia antes de ir a Múnich, la Federación alemana lo ha permitido. También significa que alguien no confiaba en que ningún equipo español se metiera en semifinales».

El Barcelona viajó a Alemania con toda la plantilla a pesar de no poder contar con Patri Guijarro y Asisat Ashoala, lesionadas, y tener las dudas hasta última hora de Vicky Losada y Pamela Tajonar. El equipo azulgrana se aferra al último precedente en semifinales, cuando consiguieron empatar a cero con el PSG en la ida y cayeron por mínima en la vuelta. Además, su reciente victoria en el Wanda les ha reforzado moralmente. Enfrente tendrán un equipo muy veloz y con un gran físico. El Bayern es un equipo muy trabajado tácticamente y que genera mucho peligro a balón parado, sin olvidar que el presupuesto de la entidad teutona supera con creces el catalán y que las mejores jugadoras alemanas del momento lo integran.

No obstante, los dos equipos llegan en una situación similar a estas semifinales. Mientras que el Barcelona es líder provisional de la Liga Iberdrola (con los mismos puntos que el Atlético de Madrid pero con un partido más), el Bayern es el segundo en la Bundesliga a punto del Wolfsburgo, también con un partido más. Esta tarde, ambos empiezan su carrera por llegar al Groupama Arena de Budapest (18 de mayo). En la otra semifinal se enfrentan el Chelsea y el Olympique de Lyon, con el primer encuentro en Francia (17:00 horas). Los ingleses eliminaron al PSG y los galos al Wolfsburgo.