AIMAR CENTENO, Ganador del concurso «Camino a la gloria»: «Vine para disfrutar y para quedarme»

Ganó, entre 12.000 aspirantes, el premio gordo de «Camino a la gloria», concurso de la televisión argentina para jóvenes futbolistas que prometía al vencedor una prueba para jugar en el Real Madrid. Aimar Centeno está ya en la gloria. Ahora, con dieciséis años, lucha contra el tiempo para quedarse en el club de Chamartín

Texto: JESÚS LILLO Foto: SIGEFREDO CAMARERO
Actualizado:

-¿Cómo le ha ido?

-Llegué hace más de una semana, pero me lesioné el primer día. Me agarré un pinchazo en el abductor y apenas he entrenado.

-Se le acaba el tiempo...

-Vine para disfrutar y para quedarme. Aún no ha terminado el plazo.

-¿Se ve con probabilidades?

-Condiciones tengo, pero uno nunca sabe qué es lo que va buscando el técnico.

-Algún truco tendrá para convencerlo.

-Jugar a la pelota, nada más.

-¿Ha conocido a Jorge Valdano?

-No. Sólo a Butragueño y a Vicente del Bosque.

-Entonces, ¿no sabe qué es el miedo escénico?

-No.

-Es lo que siente el rival cuando juega en el Bernabéu.

-Eso es nerviosismo, nada más. No hay que ponerle nombres tan raros a las cosas.

-Pero ahora se acabó el programa y las cosas van muy en serio para usted.

-Yo me tomé aquello muy en serio, no como un programa, sino como un concurso de fútbol. Si hubiera sido de música, no me hubiera presentado.

-¿Hubiera llegado hasta aquí sin el programa?

-A esta edad no, pero quizá más adelante.

-Cambiasso también llegó al Madrid con dieciséis años.

-Sí, pero con un título mundial.

-«Camino de la gloria», ¿fue una manera de salir de Argentina, de su situación crítica?

-No. Yo no he venido a salvarme a mí, ni a salvar a mi familia. Quiero a mi país.

-Pero si todo sale mal , ¿volvería con la frente marchita?

-Usted no juega al fútbol y vive bien, ¿no? Pues yo, igual. Seguiría viviendo bien, pero con una espina clavada.

-¿Sólo se dedica al fútbol?

-Dejé los estudios para participar en el programa. Si no fuera futbolista, no sería nada.

-¿Se vive con más pasión el fútbol en Argentina que aquí?

-Mucho más. Cuando nos eliminaron del Mundial, la bronca fue tremenda.

-¿Es una forma de escapar de la crisis?

-Según quién quiera escaparse. Hay que tener condiciones.

-Me refería al público, no a los jugadores profesionales.

-Según qué espectadores. Hay quien lo necesita para vivir, pero para la mayoría sólo es una forma de entretenimiento.

-¿Habría fútbol español sin extranjeros?

-Yo creo que no. La mayoría son de fuera.

-Algún que otro jugador bueno tenemos.

-Bueno, habría fútbol, pero de otra manera.

-¿Cree que España saquea a países como Argentina y Brasil en busca de jugadores?

-España hace eso, pero nosotros nos dejamos.

-¿No cree que sale perdiendo el fútbol argentino?

-No, le sacamos jugo.

-¿Sabe que hay un equipo español que juega sin extranjeros?

-¿Cuál?

-El Bilbao.

-¿Y cómo va?

-Mejor lo dejamos. ¿Conoce la Cibeles?

-La vi, pero estaba tapada.

-Es donde los jugadores del Madrid se suben a celebrar sus títulos. ¿Se ve ahí arriba?

-No. Sólo pienso en la forma de quedarme aquí, no en los goles o en las victorias. Soy muy tranquilo para celebrar los triunfos y sólo me pongo loco dentro de la cancha.

-¿Se ha puesto ya la camiseta del Madrid?

-No, porque no me la han dado. Si me regala una, me la pongo ahora mismo.

-Parece que no le gusta mucho hablar con la Prensa.

-Yo juego a la pelota y ya está. Trabajo en la cancha.