Ciclismo

Juanjo Cobo pierde la Vuelta 2011 por dopaje

Froome sería el ganador de la ronda si el ciclista cántabro retirado no apela al TAS

Actualizado:

Ocho años después de ganar la Vuelta a España, las muestras congeladas de orina que la Unión Ciclista Internacional (UCI) empezó a conservar como futuros trofeos de caza han dado un resultado retroactivo. Juanjo Cobo, exciclista cántabro que vivió su momento cumbre en aquella edición de septiembre, perderá la Vuelta de 2011 por un positivo que se ha detectado en el tiempo a través del rastro de su pasaporte biológico. Chris Froome, que ayer fue operado en Saint Etienne durante cuatro horas del destrozo que se hizo en el Dauphine con el fémur y la cadera rotas, despertó de la anestesia con una grande más. Además de los cuatro Tours, un Giro y una Vuelta que lucían en su palmarés, ahora es propietario de una Vuelta más si Cobo, como indican fuentes consultadas por ABC, no recurre la sanción de tres años que ayer le impuso la UCI.

Aquella Vuelta fue la irrupción de Chris Froome, un corredor medio desconocido que se había criado en Sudáfrica en el Barloworld, había nacido en Nairobi (Kenia) y había recalado en una escuadra de ambición exacerbada, el Sky. Froome fue segundo y su compañero Bradley Wiggins (quien ganaría el Tour el siguiente verano), tercero.

El Tribunal Antidopaje de la UCI, autocatalogado como independiente, habría detectado sospechas en los valores sanguíneos del pasaporte biológico del exciclista de 38 años ya retirado y procedido al reanálisis de las muestras obtenidas en la Vuelta 2011. La orina queda, pero los métodos de detección de los laboratorios avanzan. El Tribunal captó una sustancia prohibida, aún sin confirmar, y Cobo pierde la Vuelta por eso. El plazo para conservar congelada la orina de los deportistas se amplió hace tiempo de ocho a diez años.

La UCI especifica que la decisión puede ser apelada ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) «de conformidad con el artículo 30.2 de las reglas de procedimiento del Tribunal Antidopaje de la UCI y el artículo 74 de la constitución de la UCI en el plazo de un mes».

Cobo, que corría en el equipo Geox de su amigo Josean Matxín en aquella Vuelta 2011 y era apodado como el «Bisonte», no tiene vinculación con el ciclismo, al contrario de otros excompañeros que buscan acomodo en su deporte. Cobo, de moral frágil y fuerza superior, tiene pocos éxitos en el palmarés (una etapa en el Tour 2008, la Vuelta al País Vasco 2007 y una etapa en la Vuelta a España 2009, como más relevantes).

La dirección de la Vuelta no tiene previsto efectuar ningún movimiento. Si Cobo no recurre al TAS, proclamará vencedor a Froome. Desde que Roberto Heras fue desposeído de su triunfo en 2005 (fue para Menchov), la ronda española no vivía un episodio tan rotundo de dopaje. El pasaje de Froome con el salbutamol se resolvió sin sanción por parte de la UCI.