Sergio Llull controla el balón - afp
Montepaschi689078Real Madrid
EUROLIGA

Un descomunal Mirotic revive al Madrid en Siena

Los de Ettore Messina remontan el partido con 16 puntos de Mirotic en el último cuarto

EMILIO V. ESCUDERO
Actualizado:

Histórica victoria del Real Madrid en Siena (68-78), donde el equipo de Messina ganó tras remontar 18 puntos en los ultimos 14 minutos. La salida de Sergio Rodriguez, que hasta entonces no había jugado un solo minuto, y, sobre todo, los 13 puntos de un excepcional Mirotic en el último cuarto, reflotaron a un Madrid que parecía hundido al descanso (40-28).

Nikola Mirotic se presentó oficialmente al continente europeo. El pívot se echó el equipo a la espalda con un último cuarto para enmarcar, en el que el Real Madrid remontó un partido que tenía perdido. 13 puntos (3 triples incluídos en plena remontada) y sólo un tiro fallado en todo el encuentro, que le sirvieron para acabar el choque con 24 puntos de valoración y los elogios unánimes de todos los asistentes al Palaestra de Siena.

Hasta ese período final, el Real Madrid había jugado con fuego. Tras el espejismo del inicio, con tres canastas consecutivas de Reyes, el Montepaschi había impuesto su ley con una defensa muy intensa (rozando lo ilegal), que los arbitros dieron por buena. En ese ir y venir de mamporros, Tomic se encontraba perdido y los intentos de Messina por encontrar soluciones eran estériles. Sólo Tucker, efervescente por momentos, permitió al Madrid llegar con vida al descanso (40-28), mientras Kaukenas y Jaric se frotaban las manos paladeando la más que posible venganza contra sus compañeros.

El panorama no cambió tras el descanso. El Madrid seguía haciendo aguas en ataque (18 pérdidas al final del partido), hasta que aparecieron Sergio Rodríguez y Mirotic, los salvadores.Por una de esas razones que se escapan al gran público, Etore Messina había dejado en el banquillo a Sergio Rodríguez hasta bien entrado el tercer cuarto.

El canario, 'castigado' por sus malas actuaciones en los últimos partidos, se comía las uñas en el banquillo, mientras Prigioni trataba, sin éxito, de dar rumbo a un equipo que parecía perdido. La oportunidad le llegó al "Chacho" cuando las cosas estaban peor, con el Madrid 18 puntos abajo (55-37) y con sólo catorce minutos por delante.

Sin presión y con nada que perder, Rodríguez cambió de manera radical el juego madridista y sus compañeros se contagiaron de esa alegría hasta creerse la remontada. Los diez puntos con los que se llegó al último período (62-52), fueron una señal. La charla de Messina contribuyó, pero fue la calidad de un recién llegado como Mirotic la que decantó el choque del lado visitante. Tres triples suyos y otros dos de Carlos Suárez acabaron con la resistencia italiana, que se plegó ante la magia del joven jugador del Madrid.

Con esta victoria, el Real Madrid se acerca a los cuartos de final, con dos triunfos en otros tantos partidos del Top 16. Los mismos que el Efes Pilsen, que se llevó la victoria de casa del Partizán (76-79) y se coloca también con dos victorias, pero con peor basket average que los blancos.