Liga Santander

El resurgir de un nuevo Lemar

Tras la decepcionante temporada de su estreno, el francés ha ilusionado este verano y Simeone apuesta por él en su nuevo Atlético

J. ABIZANDA
Actualizado:

El Atlético de Madrid presenta este domingo a su hinchada la reconstrucción de la plantilla ejecutada este verano por la salida de piezas fundamentales como Juanfran, Filipe, Godín o Griezmann. Estreno de Liga en un exigente derbi ante el Getafe (22.00 horas, Movistar Liga) en el que, previsiblemente, cuatro de los once titulares –Trippier, Lodi, Llorente y Joao Félix– vestirán por primera vez de rojiblanco en el Metropolitano. Respecto al equipo que abrió el campeonato la temporada 2018-19 ante el Valencia, en la foto inicial solo repetirán Oblak, Savic, Saúl, Koke y Thomas Lemar, un campeón del mundo cuyo rendimiento decepcionó y que a lo largo de esta pretemporada se ha reivindicado ante Diego Simeone. Pese a que su nombre incluso llegó a sonar entre los candidatos a abandonar el vestuario para hacer caja, el técnico siempre ha apostado por él y le considera clave para el éxito de su nuevo Atlético.

Lemar llegó a Madrid el pasado verano después de proclamarse campeón del Mundial junto a Antoine Griezmann, anfitrión durante todo el año de un jugador descarado en la hierba pero de personalidad tímida fuera de los terrenos. El extremo francés se convirtió en el fichaje más caro en la historia del club y los 70 millones de euros pagados al Mónaco por su traspaso acabaron convirtiéndose en un lastre para él durante la temporada. Su buena actuación en la Supercopa de Europa ante el Real Madrid en el encuentro de su estreno como rojiblanco fue solo un espejismo. Sus números resultaron decepcionantes porque su aportación en el curso se limitó a tres goles y seis asistencias en 43 partidos.

Sin descanso

Un balance pobre que el jugador justificó en julio en una entrevista en France Football. «Había sido una temporada larga con el Mónaco y con la selección no tuve casi descanso. Además, fichar por un nuevo club hizo que llegase antes a la concentración de pretemporada para descubrir el nuevo sistema y la forma de trabajar», argumentó entonces.

Simeone, que siempre ha alabado el potencial del francés y su capacidad para romper las defensas con sus pases, nunca dejó de creer en él durante la temporada, pero Lemar no terminó de responder a las oportunidades que le concedió un técnico que le protegió contra viento y marea. La contratación de Joao Félix, ahora el fichaje más caro en la historia del Atlético (127 millones), parece haber liberado definitivamente al galo, que en el último partido de preparación ante la Juventus puso la guinda a su ilusionante pretemporada. Una extraordinaria asistencia de 35 metros al joven portugués provocó el triunfo y supuso la confirmación del nuevo Lemar, un jugador más protagonista con el balón y con una movilidad a la que Simeone intentará sacar partido ante el Getafe. Un rival que acumula ya quince partidos sin poder marcar un gol al Atlético.

El objetivo de Simeone es que Joao Félix, protagonista de titulares todo el verano, no sufra la presión que atenazó a Lemar. «No estamos preocupados con ‘cargarle la mochila’. Desde que llegó, ha tenido la cabeza abierta para escuchar y para querer aprender. Va mejorando en aspectos colectivos, sobre todo en el trabajo en equipo», afirmó ayer en rueda de prensa. «Será un partido duro, de los que no jugamos en la pretemporada, y diferente por las características del equipo que nos vamos a encontrar», avisó el entrenador sobre el estreno ante el Getafe.