Lindsay Vonn
Lindsay Vonn

Lindsay Vonn, operada tras cortarse un dedo celebrando su segundo oro

EFE | VAL D'ISERE
Actualizado:

La estadounidense Lindsay Vonn, doble campeona mundial -de Supergigante y Descenso- en Val D'Isere (Francia), que sufrió un corte en el pulgar derecho al cortarse con una botella de champán cuando festejaba su segundo oro fue atendida en Innsbruck (Austria) y podrá participar en el eslalon del sábado.

Vonn se cortó al intentar abrir la botella y fue atendida inicialmente por los médicos de su equipo, que le aplicaron varios puntos de sutura para cerrar el corte, pero en previsión de que su lesión fuera peor de lo esperado, la estadounidense voló hasta Innsbruck, acompañada por el médico del equipo de esquí de USA, Jeff Harrison; y fue intervenida en la clínica privada Hochrum, en las afueras la capital del Tirol, por el doctor Christian Fink.

"La intervención fue bien y estamos muy agradecidos del trato recibido por parte del doctor Fink y de la clínica privada Hochrum", declaró Richard Quincy, director de los servicios médicos de la federación estadounidense. "Se le colocará un tablilla y podrá agarrar el bastón.

Adelantamos que competirá en el eslalon del sábado y es posible que lo haga incluso en el gigante del jueves", añadió Quincy. Vonn pernoctará en Innsbruck y mañana, miércoles, retornará a Val D'Isere (Francia).