Jorge Prado, durante la Copa de las Naciones en 2016
Jorge Prado, durante la Copa de las Naciones en 2016 - Red Bull
Motocross

Jorge Prado, el niño prodigio del motocross mundial

El piloto gallego de 16 años arranca este fin de semana su primera temporada completa en la segunda categoría del Mundial como uno de los grandes favoritos

Actualizado:

Se subió por primera vez a una moto de motocross a los 6 años, y desde entonces no se ha cansado de superar récords de precocidad ni de anotarse triunfos. Jorge Prado (Lugo, 2001) es la joven sensación mundial del motocross, y este fin de semana inicia el que hasta ahora es su mayor reto: disputar con solo 16 años su primer Mundial completo en la categoría MX2, la segunda división del motocross mundial. Lo hace, además, englobado dentro del equipo oficial KTM Red Bull, el más potente del campeonato. Nunca antes la marca holandesa ni el patrocinador austriaco habían confiado en alguien tan joven para su proyecto.

Para Jorge, que se proclamó campeón del mundo en la categoría 65cc con solo 11 años, es el paso natural después de ser campeón de Europa de 125cc en 2005 y acabar también entre los mejores en el Europeo de 250cc el pasado año. Fue en ese 2016 cuando hizo su primera incursión en el Mundial MX2, sorprendiendo al lograr un podio en su primer gran premio, disputado en Holanda.

Ahora, parte como uno de los favoritos para el título, aunque su corta edad y la muchísima experiencia de sus rivales hacen que tanto él como su entrenador, el alemán Stefan Nuesser, sean prudentes: «Será complicado, pero acabar entre los cinco mejores sería muy buen resultado», señala Nuesser. «Jorge sigue creciendo, es más fuerte cada día y su pasión se nota. Lo hará bien, soy muy positivo con él».

Para su entrenador, el mayor hándicap de Jorge es el físico, fruto de sus escasos 16 años (los cumplió el pasado 5 de enero): «Jorge es muy fuerte sobre la moto, técnicamente muy hábil, pero en la parte física tiene margen de mejora». Para mejorar y estar a punto para el arranque de la temporada (en Qatar, este fin de semana), Prado y su entrenador han pasado buena parte de los meses de invierno en Lanzarote realizado un stage de pretemporada. «Hemos estado haciendo muchas sesiones de natación, bici, carrera y gimnasio. Todo muy bien planificado, con un sentido y un objetivo».

Considerado por la prensa mundial como la futura gran estrella del motocross, Jorge Prado intentará cumplir cuanto antes con los objetivos marcados en MX2 antes de dar el salto a la clase reina MXGP, donde coincidirá con los grandes especialistas de esta vibrante disciplina, entre ellos el italiano Antonio Cairoli, ocho veces campeón mundial, o el esloveno Tim Gajser, que se alzó con el título el pasado año en su primera temporada completa en MXGP, justo después de haberse proclamado también campeón en MX2. Un buen espejo en el que se puede mirar Jorge Prado.