Triatlón

Gómez Noya vuelve a ganar

Después de la lesión que le impidió participar en Río 2016, el triatleta gallego gana un medio ironman durante su preparación para 2017

S. D.
Actualizado:

Una caída a poca velocidad y casi cerca del garaje quebró el sueño de luchar por las medallas en Río 2016. La lesión impidió a Javier Gómez Noya disfrutar de su día de gloria. Pero el triatleta gallego, lejos de darse por vencido por la fractura del radio de su brazo izquierdo, ya está más que en marcha para la temporada de 2017.

Aprovechando su estancia en Nueva Zelanda, donde está haciendo la primera fase de entrenamientos para el próximo año, Noya ha participado en un triatlón de distancia medio ironman en Rotorua en el que ha cruzado la meta en primer lugar. Ha sido ante todo un test para empezar a quitarse el mal sabor de boca tras tener que acabar la temporada 2016 de manera tan imprevista justo antes de los Juegos Olímpicos por la caída en bicicleta en Lugo.

Aún sin estar por tanto muy en forma, ha dominado desde el sector de natación de 2km en en el lago que da nombre a la zona: «Ha sido una buena manera de volver a la competición oficial. El recorrido de bici lo conocía y me he sentido muy bien, he sacado unos 38 kilómetros por hora de media en los 90 kilómetros. En cambio no conocía el tramo a pie de 21 kilómetros y me ha sorprendido por su dureza, por caminos con mucho desnivel. Estoy muy contento tanto por el resultado como por comprobar que ya voy recuperando sensaciones de cara a 2017».

Su tiempo en meta fue de 4h09’59”, lo que da idea de la dureza del recorrido, dado que en triatlones de la misma distancia con recorridos llanos los mejores suelen bajar claramente de las 4 horas. Segundo fue Sam Clark (también 2º en 2015) con 4h14’25 y tercero Bobby Dean (5º en 2015 y 1º en 2014) con 4h22’29”.