Del Bosque: «Cambios sí, pero hay que mantener el cogollo del equipo»

MADRID. José Manuel Cuéllar
Actualizado:

Más que rotación, necesidad. Si por Del Bosque fuera, el equipo que presentaría en Vigo distaría muy poco del que jugó ante el Bayern, pero las circunstancias le obligan. Karanka tiene un golpe en el tobillo del que aún se duele, Helguera viaja pero convaleciente de su lesión de clavícula y, de esta guisa, sólo habría dos cambios más por refresco: el de Celades por Makelele y el de Savio por Guti, éste último porque parece más en forma que el canterano.

Del Bosque reconoció ayer que haría variaciones al señalar que «cambios sí, pero hay que mantener el cogollo del equipo», (en clara referencia a Hierro, Figo y Raúl). El técnico moverá pieza en el centro del campo porque es la línea más castigada por el esfuerzo: «El partido ante el Bayern fue muy duro y requirió un gran desgaste físico. De cualquier forma, no hay nada seguro. Tenemos que valorar cómo están los tocados y decidir en las próximas horas».

Del Bosque alabó el trabajo del Celta al decir que «ha recuperado el buen fútbol que le caracteriza. Pasó un mal momento pero mantuvo la estabilidad y la serenidad. Tener la suficiente paciencia trae estos premios». El entrenador, que no quiso entrar en comentarios sobre la alegría de los barcelonistas por la derrota blanca, aventuró que Morientes estaba mejor y que probablemente podría contar con él para Múnich.

En cuanto a Míchel Salgado, tampoco quiso entrar al trapo de los comentarios azulgrana y se centró en el partido ante su ex equipo, del que dijo que «lo que era raro es la situación en la que se encontraban en la primera vuelta. Tienen un equipazo y su situación actual se ajusta más a la valía del conjunto. Quizás notaron el tener muchos hombres nuevos, y tardaron en acoplarse».

El lateral destacó la importancia de ganar en Vigo porque «sentenciaríamos la Liga definitivamente, sobre todo porque el golpe moral al Deportivo sería tremendo y, además, sería muy importante para coger confianza ante el partido del miércoles».

En cuanto al Celta, pocas novedades. Víctor Fernández repetirá equipo pues aún no puede contar con Karpin, que sigue lesionado.

LA PROBLEMÁTICA DE CÉSAR

Por otra parte, los representantes de César hablaron con Valdano para expresarle el deseo del jugador de ser traspasado la próxima temporada si las cosas siguen así.

El portero, que nunca ha sido conflictivo, es un jugador muy valorado en la Liga española y se ve perdido en esta situación de suplente de Casillas. Además, en su entorno se rumorea que el jugador está algo molesto porque piensa que en momentos puntuales de la temporada merecía alguna oportunidad más de la que se le ha dado, además de que las pocas veces que ha jugado pasó el examen con sobresaliente (Roma).

El problema está en que el Madrid no desea desprenderse de él por ningún motivo pues es pieza importante para la confección de la plantilla y un valor más que consolidado.