Miguel Ángel Perera
Miguel Ángel Perera - Joserra Lozano

Miguel Ángel Perera: «Me apetecía venir a la Feria de Otoño»

La figura extremeña torea mano a mano con Paco Ureña en la Feria de Otoño

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Miguel Ángel Perera es el torero en activo (que hace temporadas completas) que más veces ha conseguido abrir la Puerta Grande de Las Ventas: un total de seis. El torero de Puebla del Prior, uno de los triunfadores de la pasada feria de San Isidro, se medirá en un apasionante mano a mano con Paco Ureña el 29 de septiembre. Frente a ellos, toros de distintas ganaderías: Victoriano del Río / Toros de Cortés, Núñez del Cuvillo y Juan Pedro Domecq / Parladé. Perera, cuya imagen nutre la colección de fotografías que componen la campaña desarrollada por Plaza 1 para el ciclo otoñal, se sincera antes de Otoño con el departamento de comunicación del coso venteño.

-Regresa a Madrid tras una nueva Puerta Grande en pleno San Isidro. Y lo hará para torear mano a mano con Paco Ureña.

-Me apetecía venir a la feria de Otoño. Antes de que se fraguara el mano a mano con Ureña, o incluso de que existiera el ofrecimiento por parte de la empresa, rondó en mi cabeza el hablar de esta posibilidad con mi apoderado. El destino y las casualidades quisieron que la empresa tuviera esta misma inquietud y nos ofrecieron este mano a mano. que me hace muchísima ilusión. Es un reto muy grande. Madrid ya de por sí lo es, en cualquier fecha, pero volver después de toda la temporada pesa más. Hacerlo junto con Paco Ureña, un torero que disfruta del mejor momento de su carrera, es un reto que también me motiva.

-Es el torero en activo con más Puertas Grandes en Madrid.

-Ante todo, es un privilegio. He sido siempre muy querido y respetado en Madrid, aunque también ha habido tardes realmente difíciles porque esta plaza es muy exigente. La plaza de toros de Las Ventas ha sido la que ha posibilitado que mi carrera haya alcanzado momentos importantes y que le hayan dado siempre ese crédito y esa categoría en todo lo que he hecho. Madrid ha sido la que siempre ha marcado mi carrera en este sentido.

-Los dos toreros llegan en un momento muy importante. ¿Existirá esa rivalidad el próximo 29 de septiembre?

-En un mano a mano siempre se espera que haya rivalidad y uno intenta, o espera, que los toros –en este caso de tres ganaderías que dan confianza y que han triunfado en Madrid– den opción a esa competencia, a hacer los quites que nos correspondan… Eso es lo que se espera de un mano a mano. Esa es la ilusión y la mentalidad con las que afronto el compromiso. Ojalá que todas las expectativas que se han levantado en torno a esta cita se puedan cumplir en el ruedo.

-Hablamos ahora de la campaña, en la que intenta jugar con un regreso al pasado. Un disparo con el que quedan retratados todos los defectos y virtudes de una instantánea.

-Este tipo de fotografías suponen un arte, exactamente igual que una faena. Es algo irrepetible. No puedes rebobinar, no puedes editar. Las faenas, de igual modo, son obras imperfectas que tienen también una belleza única que solo puedes admirar en su esplendor si estás en la plaza. La campaña recoge perfectamente lo que es la obra de arte del toreo: lo que es un muletazo o un fogonazo en la plaza. La verdad es que es asombroso disfrutar del proceso de creación de este tipo de fotografía ahora que la tecnología ha adquirido un papel protagonista en nuestro día a día. Volver a lo antiguo, a lo tradicional; volver al ingenio del hombre para crear una pieza única es muy bonito.