«Esto hay que hacerlo todas las tardes para marcar época»

ABC | MADRID
Actualizado:

Feliz y emocionado, en medio de la muchedumbre que se agolpaba en el umbral de la gloria venteña, Sebastián Castella acariciaba el cielo y aseguraba que «esta Puerta Grande no la cambio por nada». El matador francés se ha fijado una meta: «Quiero marcar una época, como quieren todos. Esto hay que hacerlo más veces y todas las tardes». Respecto a su lote, comentó: «Mi primero humillaba y yo aguanté. Había que llevarlo. El quinto fue bueno y exigente. Cuando uno se juega la vida así, el público lo ve y lo valora». Y concluyó Castella: «Espero que todas las tardes sean así. Si Dios quiere, vendré a dar un nivel grande».

Morante de la Puebla salió decepcionado con su lote: «Al que le toca, le toca». Deposita sus esperanzas en sus siguientes compromisos: «Espero ofrecer lo que la afición quiere ver de mí». Talavante llegó a la plaza con la idea de «rematar mi faena de Sevilla». Pero no rodaron las cosas.