Alejandro Talavante, autor del mejor y más auténtico toreo en San Isidro
Alejandro Talavante, autor del mejor y más auténtico toreo en San Isidro - Paloma Aguilar

Alejandro Talavante, ¿dos bolitas en la Feria de Otoño?

Unos rumores apuntan a que la intención del extremeño es entrar dos tardes en el bombo y otros a que Plaza 1 prefiere abaratar costes sin la presencia de grandes figuras

MadridActualizado:

Llega un runrún de rumores, y también de fuentes contrastadas, de que Alejandro Talavante tiene la intención de poner su nombre en dos de las bolitas que entren al bombo de la Feria de Otoño a finales de agosto. ¿Será cierto? ¿Habrá acuerdo?

Desde luego, si esto es verdad y se confirma, la presencia de Talavante daría lustre y categoría a la controvertida fórmula del sorteo de toreros y ganaderías para el otoñal abono venteño. No hay que olvidar el extraordinario momento de plenitud que está viviendo el coleta con las mejores muñecas del escalafón.

Además, y siempre hablando en hipótesis, acallaría esos otros comentarios y murmullos que apuntan, por corrillos y mensajes, a que esta modalidad ha sido inventada por Simón Casas para evitar la presencia de figuras y ahorrar costes e intentar sanear una dura temporada económica.

El morbo de ver a la figura pacense anunciada con toreros que actúan en otro tipo de corridas y carteles o que, por ejemplo, le «tocase» matar la de Adolfo, guiño torista del ciclo, podría suponer un parón a la bajada en el número de abonos y quién sabe si el aumento de los mismos. No olvidemos que un bombo sin figuras y sin toreros con cierto morbo a la hora de ver qué ganado y compañeros le tocan corre el peligro de generar cierta expectación el día del sorteo y muy poca a la hora de renovar abonos...

De momento, es solo un rumor, pero sería una jugada maestra por parte del productor francés y quién sabe si, al rebufo de Talavante -que exigirá sus condiciones como el torero de Madrid que es-, alguna otra figura cogería el guante y este novedoso ciclo se convertiría en otro modelo de gestión y una de los innovaciones que los aficionados vienen reclamando hace tiempo. Esperemos acontecimientos; mientras tanto, soñemos.

Como dijo Boecio hace más de milenio y medio: «La gloria humana no es otra cosa que un gran rumor de viento en los oídos».