Isabelle Huppert recala dos noches en el Teatre Lliure con «Hedda Gabler»

La musa de Chabrol hace un alto en su carrera cinematográfica para mostrar su faceta teatral en «Hedda Gabler», de Ibsen. Sólo hará dos funciones en España

ABC
Actualizado:

Misteriosa y distante, la actriz francesa Isabelle Huppert representa hoy y mañana el montaje de «Hedda Hebler», que estrenó en el parisino Odéon a principios de año y con el que después viajará a Alemania.

Huppert alterna cine y teatro. «Tengo que interrumpir las representaciones de "Hedda" durante dos años por compromisos cinematográficos. Ahora ya estoy embarcada en mi séptima película con Claude Chabrol, en la que encarno a una juez de primera instancia», desveló ayer desde el Teatre Lliure. Volviendo al teatro, ahora le ocupa una de las obras emblemáticas del autor noruego, en la que Huppert encarna a una mujer burguesa que acaba de llegar a su casa tras un largo viaje de novios convertida en la señora Hedda Hesman. Ella define el personaje como una mujer «intangible y compleja que encarna el bien y el mal, el amor y el odio, las ganas de vivir y de morir. Pero que en definitiva nunca acaba de definirse».

El montaje, de tres horas de duración, será en francés con subtítulos en catalán. El director Eric Lacascade explicó que en Barcelona presenta por primera vez su espectáculo con subtítulos. Destaca que ha intentado presentar el texto de Ibsen desde un punto de vista contemporáneo. Desde Electra a Fedra, el realizador francés se ha sentido siempre atraído por el matiz de los trastornos de las grandes figuras de la feminidad.

Huppert, de 53 años, manifiesta que «no tiene pánico escénico» antes de salir al escenario. Y subrayó: «No estoy segura de que me gustara encontrarme con una persona como Hedda Gabler, aunque en todo caso la interpreto». Sobre sus proyectos de cine, también desveló que a finales de septiembre se estrenará «Gabrielle», una película de Patrice Chéreau basada en la novela de Joseph Conrad, que antes viajará al Festival de Venecia.

Sus apariciones en teatro son muy escasas. Caroline Huppert la ha dirigido en «On ne badine pas avec l'amour», de Musset; Bernard Murat, en «Un mes en el campo» de Turguenev; Claude Régy, en «Jeanne au bûcher», de Claudel y en «4.48 Psychose» de Sara Kane. Hupert ha participado en proyectos del Odéon-Théâtre como en «Medida por medida» de William Shakespeare; «Orlando» de Virginia Woolf (dirigida por Bob Wilson) y «Medea», de Eurípides.