Ana Belén, en una imagen promocional
Ana Belén, en una imagen promocional - ABC

Ana Belén volverá al teatro Español con «Kathie y el hipopótamo», de Vargas Llosa

Dirigida por Magüi Mira, es la segunda obra de la integral teatral del Nobel que presenta el coliseo madrileño

Actualizado:

Si Aitana Sánchez-Gijón encabezó el desembarco de la obra teatral de Mario Vargas Llosa en el Teatro Español, otra dama de nuestra escena, Ana Belén, será quien siga su estela, en el segundo montaje programado por el coliseo madrileño. La actriz madrileña protagonizará «Kathie y el hipopótamo», que subirá a escena esta temporada, con dirección de Magüi Mira.

Ana Belén vuelve así a un teatro con un especial significado para ella. El pasado año presentó en él su último disco, pero no ha pisado su escenario como actriz desde hace tiempo. «El Español -ha dicho la intérprete- es, junto al María Guerrero, el teatro más bonito. Por sus años de historia, por la gente que ha trabajado aquí y las funciones que se han montado. El desarrollo de este teatro ha ido en paralelo a la historia de este país».

La actriz y cantante madrieña formó parte, en el inicio de su carrera, de la compañía del Español, donde interpretó obras como «Numancia» (1966), «El burlador de Sevilla» (1966), «El Rey Lear» (1967), «Don Juan Tenorio» (1968), «Medida por medida» (1969), «Los niños» (1970), casi todas ellas bajo la dirección del añorado Miguel Narros.. «Me gustaba mucho zascandilear por el teatros -dijo en una entrevista-. Recuerdo una vez que actuaba en una obra, "Las mocedades del Cid". En el segundo acto no aparecía, así que aprovechaba para subir a la terraza, moverme por las bambalinas y los telares».

En 1984 regresó al Español con el personaje de Adela en una recordada producción de «La casa de Bernarda Alba», y tardaría catorce más en volver a pisar su escenario; fue con una lectura de «La plaza del diamante», de Mercé Rodoreda. Es, hasta ahora, la última vez que Ana Belén, como actriz, ha actuado en el Teatro Español.

«Kathie y el hipopótamo» se estrenó en 1983 en Caracas, durante el Festival Internacional de Teatro de Venezuela, con dirección de Emilio Alfaro y con la actriz argentina Norma Aleandro al frente del reparto. «Esta es la historia -escribió Vargas Llosa a propósito de su obra- que protagonizan la esposa del banquero y el escribidor de la buhardilla de Kathie y el hipopótamo. Cuando escribí la pieza, ni siquiera sabía qué tema profundo eran las relaciones entre la vida y la ficción, alquimia que me fascina porque lo entiendo menos cuanto más lo practico. Mi intención era escribir una farsa, llevada hasta las puertas de la irrealidad (pero no más allá, porque la total irrealidad es aburrida) a partir de una situación que me rondaba: una señora que alquila, un polígrafo para que la ayude a escribir un libro de aventuras».