MÚSICA

Muere en Estepona el guitarrista Gary Moore

El virtuoso músico norirlandés forjó su carrera en Thin Lizzy antes de aventurarse en solitario en nuevos sonidos fuera del rock

DANIEL ROLDÁN
MADRID Actualizado:

El guitarrista norirlandés Gary Moore ha fallecido en un lujoso hotel de Estepona (Málaga) a los 58 años. Adam Parsons, el manager de la banda dublinesa Thin Lizzy, donde el músico de Belfast se dio a conocer al gran público, ha confirmado que el deceso se produjo a primera hora de hoy mientras dormía por causas desconocidas.

Moore comenzó su carrera cuando apenas tenía 16 años. Junto a Brendan Shields, Noel Bridgeman y Phil Lynott formaron Skid Row. El joven músico sólo permaneció cuatro años de la banda, antes de que Lynott (primera baja de Skid Row) lo reclame para sustituir al guitarrista original de Thin Lizzy (Eric Bell). Fue una época de tiranteces, en que compagina su presencia en el grupo dublinés con Colosseum II y sus propios trabajos en solitario. Publica 'Back on the Streets' (1978), con el tema 'Parisienne Walkways'. Antes de romper con Thin Lizzy por sus problemas con Lynott, graba 'Black Rose' (1979).

Después comienza una carrera en solitario donde explora un rock más comercial, como 'Still Got The Blues' (1990); también se junta con Jack Bruce y Ginger Baker, miembros de Cream, para formar BBM; y se atreve con otros géneros como el blues. Colabora con figuras como B.B. King y Albert Collins y publica discos como 'Back to the Blues' (2001) o 'Close As You Get' (2007).