Joyce DiDonato y Gregory Kunde, premios líricos Teatro Campoamor

Fiorenza Cossotto ha sido galardonada con el premio a toda su carrera

Efe
Actualizado:

El tenor Gregory Kunde y la mezzosoprano Joyce DiDonato, ambos estadounidenses, han sido galardonados como los mejores cantantes de ópera de la temporada por los Premios Líricos Teatro Campoamor, cuya décima edición se ha fallado en Oviedo.

Más de cuatrocientas candidaturas procedentes de los principales teatros, festivales y temporadas con programación lírica estable en España concurrían a estos premios, dotados con 10.000 euros en cada una de las diez categorías, cuya ceremonia de entrega tendrá lugar el próximo 19 de marzo en la capital asturiana.

El norteamericano Kunde, una de las grandes estrellas actuales de la ópera, ha sido galardonado por sus actuaciones en «Norma» de Vincenzo Bellini, en el Gran Teatro del Liceo de Barcelona, así como por «Otello» de Giuseppe Verdi en el Festival de Perelada; y «Cavallería rusticana», de Pietro Mascagni, y «Pagliacci», de Ruggero Leoncavallo, ambas en el Palacio Euskalduna de Bilbao.

Tenor poderoso

El jurado ha destacado que la concesión del premio a mejor tenor a Kunde, que ya recibió en 2013, ratifica la categoría profesional del artista, considerado un tenor «poderoso» que en los últimos tres años está desarrollando principalmente su carrera en España, donde recibe el reconocimiento del público.

Joyce DiDonato ha sido galardonada con el premio a mejor cantante femenina de ópera por su actuación en «Alcina» de Georg Friedrich Haendel en el Auditorio Nacional de Música en Madrid.

En opinión del jurado, existen «pocas cantantes» de la categoría de DiDonato, «una de las cinco o seis grandes que hay en el mundo», no solo por poseer una voz «muy bella y bien proyectada de mezzo que puede con papeles de soprano, sino que a todo eso añade el don de la expresividad».

Plasson y Pelly

El reconocimiento a la mejor dirección musical ha recaído en Michel Plasson por «Werther», de Jules Massenet, en el Palacio Euskalduna de Bilbao; por «Roméo et Juliette», de Charles Gounod, en el Teatro Real de Madrid; y «Les Pêcheurs de Perles», de Georges Bizet, en el Palau de la Música de Valencia.

En dirección de escena, el galardón ha correspondido a Laurent Pelly por las producciones de «Don Pasquale», de Gaetano Donizetti, en el Gran Teatro del Liceo de Barcelona; «Hansel und Gretel» de Engelbert Humperdinck en el Teatro Real de Madrid, y «La fille du regiment», de Gaetano Donizetti, en ese mismo escenario.

La mejor nueva producción ha contado con un premio exaequo para «El castillo de Barbazul», de Béla Bartók, de la Ópera de Oviedo en el Teatro Campoamor de la ciudad asturiana, y «Otello», de Giuseppe Verdi, obra del Festival Castell de Peralada, representada en el Auditorio Parc del Castell de la localidad catalana.

En el caso de la mejor nueva producción de ópera española o zarzuela, el premio ha sido para «El terrible Pérez», de Tomás López Torregrosa y Joaquín Valverde, hijo, cuya producción corresponde a la Fundación Jacinto e Inocencio Guerrero, en el Teatro Auditorio de Cuenca.

Ruth Iniesta

El galardón de mejor cantante revelación ha sido para Ruth Iniesta por Martha en «Luna de miel en El Cairo», de Francisco Alonso, representada en el Teatro de la Zarzuela, y por la Soprano en «La ópera de cuatro notas», de Tom Johnson, en Teatros del Canal de Madrid.

El premio a cantante de zarzuela u ópera española ha recaído en Nicola Beller Carbone por «Pepita Jiménez», de Isaac Albéniz, en el Teatro Campoamor, y por «La Gran Duquesa de Gerolstein», de Jacques Offenbach, en el Teatro de la Zarzuela.

Terfel y Cossotto

Otras categorías son la distinción al recital o concierto lírico, que ha obtenido Bryn Terfel por su recital en el ciclo de Grandes Cantantes de la Temporada Lírica de La Coruña, y la lograda por Fiorenza Cossotto, que los miembros del jurado han otorgado «felices» a esta «legendaria y mítica» artista, en el apartado premio especial a toda una carrera.

El director de la Fundación Premios Líricos Teatro Campoamor, Cosme Marina, ha apuntado que el jurado por primera vez ha unido la modalidad de la institución o persona que haya contribuido significativamente al mundo de la lírica con la del galardón especial, que han agrupado en la Fundación del Teatro Villamarta de Jerez, en apoyo a la apuesta por su continuidad.

Los Premios Líricos Teatro Campoamor, creados en 2005 y consolidados como la gran referencia nacional, tienen como objetivo reconocer la actividad, tanto de ópera como de zarzuela, que se desarrolla en España mediante la concesión anual de los galardones que convoca.