Elena Poniatowska gana el Premio Cervantes 2013
Elena Poniatowska - abc

Elena Poniatowska gana el Premio Cervantes 2013

Según el jurado, la obra de la escritora mexicana «tiene un fuerte compromiso con la historia contemporánea»

Actualizado:

La escritora, periodista y ensayista mexicana Elena Poniatowska ha recibido hoy el Premio Cervantes 2013. Considerado el Nobel español y creado en 1975 por el Ministerio de Cultura, el Premio Cervantes está dotado 125.000 euros y reconoce la figura de un escritor que con el conjunto de su obra haya contribuido a enriquecer el legado literario hispano. Poniatowska es la cuarta mujer que recibe el galardón, tras María Zambrano (1988) y Ana María Matute (2010) y la cubana Dulce María Loynaz (1992).

Según el jurado, el premio se le ha otorgado «por una brillante trayectoria literaria en diversos géneros, de manera particular en la narrativa y en su dedicación ejemplar al periodismo. Su obra destaca por su firme compromiso con la historia contemporánea. Autora de obras emblemáticas que describen el siglo XX desde una proyección internacional e integradora. Elena Poniatowska constituye una de las voces mas poderosas de la literatura en español de estos días».

Referente de la cultura mexicana

Elena Poniatowska, nacida en 1932, es un referente de la cultura mexicana. Mujer siempre comprometida política y socialmente, su obra es exponente de un riquísimo mundo de ficción, pero siempre está relacionada con los sucesos, movimientos sociales y personajes del México actual. Su obra periodística enlaza con la tradición del nuevo periodismo norteamericano. Poniatowska siempre ha defendido la causa feminista y ha simpatizado con los partidos de izquierda.

La autora mexicana ha cultivado todos los géneros: novela, ensayo, crónica, entrevista y poesía. Sus libros siempre están relacionados con el presente de la vida mexicana, el paro, la violencia, las costumbres y tradiciones, e incluso los grandes dramas nacionales como el terremoto de 1985, o la matanza de estudiantes en 1968, en la Plaza de las Tres Culturas de Tlatelolco.

Nacida princesa

Elena Poniatowska recibió, al nacer, el título de princesa Hélène Elizabeth Louise Amélie Paula Dolores Poniatowska Amor, hija del príncipe Jean Joseph Evremond Sperry Poniatowski, descendiente de la familia del rey Estanislao II Poniatowski de Polonia— y de María de los Dolores (Paula) Amor de Yturbe. Su familia emigró de Francia a México a consecuencia de la Segunda Guerra Mundial: Elena llegó a los diez años de edad con su madre —nacida en 1913 en París en una familia porfiriana exiliada en Francia tras la revolución mexicana; el padre continuaría combatiendo y se reuniría con ellas después de finalizada la contienda— y su hermana Kitzya a la Ciudad de México. Allí, ambas niñas aprendieron el castellano de su nana Magdalena Castillo. A los 10 años fue enviada a los Estados Unidos a estudiar, primero en un colegio católico de Filadelfia y después en el Manhattanville College de Nueva York.

Ya de regreso en México, comenzó en 1954 su carrera periodística: trabajó primero en el periódico «Excélsior», y el año siguiente comenzó su colaboración en el periódico «Novedades», que continuaría prácticamente durante toda su vida. Actualmente escribe para el periódico «La Jornada». Sus entrevistas a autores mexicanos y extranjeros alcanzaron gran éxito, y más tarde algunas de ellas se reunieron en «Palabras cruzadas» (1961) y en «Todo México» (1990).

El puñetazo a García Márquez

Un dato curioso en su biografía es que fue testigo del puñetazo que Mario Vargas Llosa le propinó a Gabriel García Márquez el el 12 de febrero de 1976, durante la exhibición privada de la película «Sobrevivientes de los Andes», en el Palacio de Bellas Artes de México. Ambos tenían, por decirlo de alguna manera, «problemas muy personales». Elena Poniatowska no solo fue testigo del enfrentamiento y sino que se encargó de traer un filete para ponerlo en la cara ensangrentada de García Márquez.

Su primera obra fue «Lilus Kikus», publicada en 1954. En 1963 llegaba «Todo empezó el domingo», un conjunto de relatos sobre la vida dominical de los mexicanos. También en tono cotidiano, en 1969 editó «Hasta no verte Jesús mío» (1969) un divertido relato costumbrista de las peripecias de una empleada doméstica.

Ejercicio periodístico

«La noche de Tlatelolco» (1971) ofrece un escalofriante ejercicio periodístico sobre la matanza de estudiantes ocurrida el 2 de octubre de 1968 en la ciudad de México. Otras de sus obras más importantes son «Querido Diego, te abraza Quiela» (1978), libro sobre la relación entre los pintores Diego Rivera y Angelina Beloff, y «De noche vienes» (1979), una fábula sobre una mujer polígama. En 2001, con «La piel del cielo» obtuvo en España el premio Alfaguara de Novela. En 2005 se publicó «El tren pasa primero»; con esta novela, que tiene como protagonista a un líder sindical ferroviario, Elena Poniatowska se hizo merecedora del XV Premio Internacional Rómulo Gallegos (2007). En 2011, la escritora obtuvo el premio Biblioteca Breve de la editorial Seix Barral por su novela «Leonora», sobre la vida de la pintora Leonora Carrington.