LeKlein, durante su actuación en la final del Eurocasting
LeKlein, durante su actuación en la final del Eurocasting - RTVE

EurovisiónLeKlein: «Quiero ganar Eurovisión y eso pasa por cantar en inglés»

La talaverana, finalista para representar a TVE en el famoso festival, se siente «orgullosa» de ser española pero se inclina por cantar «Ouch!» íntegramente en inglés. Cree, además, que su candidatura es la mejor opción de las seis finalistas

MADRIDActualizado:

LeKlein ya ha hecho, tal vez, lo más difícil. Presentarse al proceso online abierto por TVE para dar oportunidad a artistas amateurs, superar a los más de cuatrocientos candidatos que llamaron a la puerta del ente público y ganar la final con más del 63% de los votos del público. Y todo gracias a «Ouch!», un tema rotundo, actual y directo al corazón. Un grito de dolor que la artista escribió tras romper con su pareja, la Miss España Patricia Yurena. «Estoy en un momento de reafirmación de mi identidad y necesitaba gritarlo a los cuatro vientos», explica la talaverana apenas instantes después de lograr el triunfo en el programa con formato de concierto retransmitido a través de internet en RTVE.es.

Ahora, le queda el último paso: la final de «Objetivo Eurovisión» en la que se medirá a otros cinco artistas elegidos internamente por TVE. Uno de ellos será, finalmente, el representante español en Kiev. Pero LeKlein no tiene miedo. Cree que su candidatura es la mejor y rechaza incluir castellano en su tema, algo que sí han hecho el resto de sus rivales. «El idioma universal de la música es el inglés y no podemos luchar contra ello». Eso sí, pese a renegar del castellano, asegura sentirse «muy española» y con ganas de propagar la «Marca España» allá donde vaya. Incluido Eurovisión.

- ¿Cómo te sientes tras haber ganado el Eurocasting, el proceso online al que llegaron a presentarse más de 400 candidatos?

- Muy feliz. Yo confiaba mucho en esta canción y en mis posibilidades. Espero no defraudar a nadie, sobre todo a los eurofans. Quiero seguir demostrando que soy una buena propuesta para representar a España en Kiev.

- Eras la favorita, según las encuestas, para vencer a Javián y a Fruela en la final. ¿Creías en tus posibilidades o preferías mantener los pies en el suelo?

«Hay una versión en castellano de «Ouch!», pero no la voy a sacar del cajón»

- Lo de ser favorito da mucho miedo porque siempre son los primeros que caen. No he querido saber ni las cosas positivas ni las negativas que se decían de mí para no contaminarme. He preferido hacer las cosas como creía que debía hacerlas, seguir evolucionando y mejorar la propuesta para Eurovisión.

- Tu canción es la única de las seis finalistas íntegramente en inglés. ¿Tienes intención de incluir algo de castellano en «Ouch!»?

- No, tenemos el mejor idioma del mundo. Pero el idioma universal de la música es el inglés y no podemos luchar contra ello. Para llegar al máximo número de personas posibles en toda Europa debemos llevar una canción en esta lengua para que la gente, en tres minutos, pueda entender lo que estás diciendo. Quiero ganar Eurovisión y eso pasa por cantar en inglés.

- ¿Pero tienes una versión en español de la canción preparada?

- Sí, pero no la voy a sacar del cajón. No quiero dudar sobre mi candidatura. He tenido el apoyo del público y ahora sería una falta de respeto para ellos cambiarla. Mi opción es en inglés.

- Si no es con el idioma, ¿harás algún guiño hacia lo español en tu actuación?

- Por supuesto. Me siento muy orgullosa de ser española y quiero vender la «Marca España» allá donde vaya. Y si no es con el idioma, pues hacerlo de otra manera. Tal vez, con mi vestuario.

«Me siento muy orgullosa de ser española y quiero vender la 'Marca España' allá donde vaya»

- ¿Cómo te preparas para la gala de febrero de «Objetivo Eurovisión» en la que se elegirá al representante?

- Ya tenemos un show pensado. Quiero hacer algo que sea innovador, completamente diferente a lo visto hasta ahora. No creo que esté sola en el escenario, pero no serán bailarines o coristas al uso. Siempre siendo fiel a mí misma y al espíritu de la canción.

- ¿Y te planteas algún cambio de la letra? En foros europeos, comentan que el «Ouch!» no les suena muy bien y que lo cambiarían por otra palabra.

- ¡Ni de coña! Cualquier niño pequeño escucha la canción y se le queda el ouch, ouch. Era lo que yo pretendía cuando la compuse porque es una onomatopeya que todo el mundo entiende. Y es el mensaje de la canción: aunque la vida te dé golpes y duela, hay que seguir hacia adelante.

- ¿De dónde surge el tema?

- Es autobiográfico. He pasado un momento difícil en lo personal y, a la hora de componer, son situaciones que te ayudan. Estoy en un momento de reafirmación de mi identidad y necesitaba gritarlo a los cuatro vientos. Y «Ouch!» es un grito para decir: soy quien soy, no me avergüenzo y voy a seguir siéndolo aunque a veces duela.

- ¿Qué te parecen tus cinco rivales? ¿Ves mucha competencia?

- Si están elegidos internamente por TVE es porque son buenos artistas y llevan grandes temas. Me enfrentaré a ellos con muchísimo respeto y humildad, pero sigo pensando que soy la mejor opción.

- ¿Por qué te decidiste embarcarte en este viaje hacia Eurovisión? Muchos cantantes españoles no lo hacen por la dificultad y los riesgos que entraña

- Porque soy eurofan. Cada año en mi casa celebramos una cena para ver Eurovisión. Hacemos quiniela, bailamos, nos emborrachamos... Para mí, representar a España en Eurovisión es un motivo de orgullo mayor que ganar un Grammy. Es como ir a las olimpiadas de la música, y eso pasa una vez en vida y no todo el mundo tiene la opción de ir a un certamen tan importante.

- ¿Cuál es tu canción favorita del festival?

- «Euphoria», de Loreen (Suecia, 2012). Cuando la escuché por primera vez, me puse a saltar en el sofá como loca. Es uno de los temas que más he disfrutado y, como este año vuelve a presentarse, ojalá ambas ganemos nuestras preselecciones y podamos conocernos en Kiev.