Es Noticia

Actrices y directoras se movilizan contra el creciente machismo de Hollywood

Según la industria, el público no quiere ver mujeres maduras sexualmente activas, pero perdona eso mismo a los hombres

Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

«No voy a decir que las películas son lo más importante en el mundo, y no lo voy a decir porque lo más importante en el mundo es la juventud» declaró la presentadora Ellen DeGeneres durante la ceremonia de los Oscar. Y lo dijo ante una audiencia obsesionada con mantener la lozanía de su rostro. Hace una semana, en una entrevista con la revista «The Wrap», la actriz Maggie Gyllenhaal denunció que a sus 37 años fue considerada «demasiado mayor» para interpretar a la amante de un hombre de 55: «Me quedé muy sorprendida», confesó aparentemente aturdida.

¿Existe sexismo en Hollywood? «Sí, claro que existe sexismo. Una mujer que ha dejado de ser “hot” pierde la conexión con el público que no quiere verla sexualmente activa en pantalla» explica Risa Bramon García, directora de casting de la serie «Masters of Sex» y con una extensa carrera en Hollywood de más de tres décadas junto a grandes como Oliver Stone. «Cuando hice “Atracción Fatal” todo el mundo entendía la pareja Michael Douglas y Glenn Close, ahora sería imposible. Por alguna razón los hombres pueden aparecer arrugados y pasados de peso, pero a las mujeres se les exige estar en forma, cuidarse, no tener arrugas. Mira Jennifer López o Jennifer Aniston dos actrices que siguen siendo atractivas y el público las acepta como sexualmente activas» continua diciendo.

Hollywood valora la juventud por encima de todo y eso ha provocado que muchas actrices terminen antes de tiempo en manos de cirujanos plásticos. «Las mujeres deberían parar y no operarse, abrazar su sensualidad, porque muchas de ellas parecen personajes de Batman» confiesa Risa. Cuando Kim Novak, la estrella de «Vertigo», apareció en la ceremonia de los Oscar, se convirtió en objeto de crueles bromas por su exhibición de cirugía plástica. Cuando Novak empezó en 1950 los ejecutivos de los estudios la obligaron a cambiar sus dientes, su color de pelo, adelgazar, hacer ejercicio y la maquillaron para que su cara tuviera una edad e imagen de perpetua frescura. Hollywood hizo de Novak una estrella y luego la abandonó.

La tecnología explota la imagen al máximo y eso ejerce una presión añadida en las mujeres -y no tanto en los hombres-. «El problema es que los guionistas escriben papeles de enorme diferencia de edad entre el hombre y la mujer. Afortunadamente hay una nueva generación como Lena Dunham y Amy Schumer pisando fuerte y con ganas de cambio», explica Bramon García.

La guionista y actriz cómica Amy Schumer, protagonista de la próxima cinta de Judd Apatow, «Trainwreck», y una de las mujeres más influyentes del momento, según Forbes, rodó un anuncio hace un mes con Julia Louis-Dreyfus, Patricia Arquette y Tina Fey en el que aparecen celebrando«The Last Fuckable Day» (el último día con sexo potencial) de Julia en Hollywood. La actriz cumplía cuarenta y cinco años y dejaba de ser sexualmente atractiva en pantalla.

Fey explica lo que ocurre en Hollywood: «Mira Sally Field, fue el flirteo de Tom Hanks en “Lo que cuenta es el final” y 20 minutos después es su madre en “Forrest Gump”». Una brillante exposición de la absurda injusticia a la que Hollywood somete a las actrices con sus estándares de belleza.

«Susan Sarandon, y tal vez Helen Mirren, son las únicas actrices que han mantenido su sexualidad en pantalla con el paso del tiempo», termina diciendo Bramon García. Hollywood es un club de hombres, tanto que la unión de libertades civiles americanas (American Civil Liberties Union) pidió una investigación de las practicas en la industria del cine para testificar estadísticamente la disparidad de genero entre directores hombres y mujeres. «Me sentí mal, me enfadé y luego me reí» confesó Gyllenhall sobre el momento en que le dijeron que no era la apropiada para el personaje.

En una entrevista con «Glamour», Anna Kendrick acaba de dar algunos detalles de una situación parecida: «Hay un filme que estoy considerando, pero tengo que esperar a que todos los actores masculinos estén contratados para ver si yo puedo ser parte de la conversación. Por un lado lo entiendo, por otro digo: ¿pero joder? ¿hay que contratar a las mujeres dependiendo de los hombres?»

Algunas de las historias más absurdas de casting están documentadas en un divertido y a la vez deprimente blog llamado «Lady Parts», que detalla las descripciones de algunos papeles de la industria: «Madre Guapa. De 27 a 35. Increíblemente bella, su profesión es ambigua», o «Golosina para los ojos. Extra. Tipo modelo, pelo rojo, debe sentirse cómoda interpretando un cuerpo muerto». El año pasado la revista «Salón» hizo un reportaje comparando las notas de casting de los papeles masculinos y femeninos y descubrió que si bien los masculinos describen la personalidad de los personajes, los femeninos explican su atractivo físico. El director de «El Planeta de los Simios», Matt Reeves tuvo que defenderse con un «no fue a propósito cuando Vulture le criticó por poner sólo un papel femenino con diálogo.