Es Noticia

Ben Kingsley, el Mandarín de 'Iron Man 3': «Los villanos siempre creen tener la razón»

El «caballero» británico pone contra las cuerdas a Robert Downey Jr. este fin de semana en el cine

Ben Kingsley, el Mandarín de 'Iron Man 3': «Los villanos siempre creen tener la razón»
Ben Kingsley, el Mandarín
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Sir Ben Kingsley (1943), caballero británico oscarizado por 'Gandhi', regresa al cine comercial para interpretar al Mandarín, el villano de 'Iron Man 3'. Con una vestimenta estrafalaria, mezcla de todas las amenazas que se ciernen sobre Occidente, este terrorista, casi predicador, atemoriza a la población americana... y se termina enfrentando con el superhéroe en la nueva entrega de la franquicia Marvel. ABC ha podido charlar con el actor en Londres.

¿Ha sido el Mandarín uno de sus villanos más complejos?

'Villano' es una palabra mágica. Los villanos clásicos creen que tienen la razón, así comienza Ricardo III: todo está mal y lo voy a arreglar. Mi Mandarín tenía que tener esa profunda sensación de estar en lo cierto.

¿Y cómo ha preparado a ese terrorista tan arquetípico?

Cada vez confío más en el material documental. Y lo que he encontrado, desde el año 1933, es que los malvados tienen esa impresión de llevar la razón y de estar predestinados a algo.

¿Por qué cree que resulta tan desconcertante su personaje?

Su retórica ataca la iconografía occidental, lo que nos resulta familiar, con una voz que también le resulta familiar al público. Es una amenaza que no resulta extraña. Mi línea favorita del guión es: “Sabes quién soy, no sabes dónde estoy y nunca me verás llegar...”.

¿Y no le daba miedo interpretar un papel tan relacionado con los hechos violentos que siguen ocurriendo hoy, como en Boston?

Tuve el privilegio de interpretar a Hamlet en la Royal Shakespeare Company, y él decía que había que reflejar la Naturaleza en el espejo. Creo que al público le gusta que le cuenten historias que les hablan a ellos, en su mundo y con sus problemas.

Shakespeare es importantísimo para usted...

¡Es que siempre tiene razón! Allá donde vayas, en cada capital del mundo, encontrarás una producción de Shakespeare. Porque lo que no ha cambiado es ese modelo de comportamiento humano. Puedes ver Hamlet hoy y nos verás a nosotros en ella.

¿Cuál es su relación con la saga de películas Marvel?

Me enviaron los DVD de 'Iron Man' y 'Iron Man 2', también el de 'Los vengadores', ¡y me encantaron! Todavía tengo que verlas en la gran pantalla, con un público a mi alrededor y un buen sistema de sonido. Las he visto en casa.

¿Hay espacio en una franquicia así para el trabajo minucioso del actor?

¡Muchísimo espacio! Esta saga confía mucho en sí misma, tiene un estilo muy desarrollado. Tanto Robert Downey Jr. como Don Cheadle me recibieron con cariño y me invitaron a unime a su estilo, me dieron un espacio para experimentar dentro de su historia. Me permitieron dejarme llevar y asumir riesgos.

¿Sigue yendo al cine? ¿Le gusta?

Lo hago siempre que puedo, sí. Desde que era niño me encanta entrar en los cines, y siempre me da pena volver al mundo real cuando la película termina.

¿Por qué no ha dirigido nunca?

Ahora estoy produciendo películas, tenemos una cartera de cinco. Y en este momento, sentado aquí, no creo que quisiera dirigir ninguna de ellas. He trabajado con tantos grandes directores... ¡no podría hacerlo como ellos lo hacen! Sin embargo, las circunstancias pueden acorralarme y podría tener que dirigir.

¿Es la comparación con Spielberg o Scorsese la que le da miedo?

Cuando trabajé con Steven, con Marty, o con Roman Polanski, tipos maravillosos, nunca se me pasó por la cabeza que yo pudiera hacer lo que ellos hacían. Por el momento soy profundamente actor.